Bienvenido Pocho

Federico Insúa es oficialmente jugador de Independiente tras la firma de su contrato hoy en el Estadio Libertadores de América.

De esta manera, Insúa, quien se desvinculó de Vélez Sarsfield y se despidió de sus compañeros esta misma mañana, es el primer refuerzo de pretemporada del plantel que dirige Omar De Felippe, de cara a la reanudación del Torneo de la Primera B Nacional.

El Pocho empezará así su tercer ciclo en Independiente, donde su mejor recuerdo lo tuvo con el título del Torneo Apertura 2002, en ese equipo que conducía Américo Gallego.

"Quería estar en este momento"

Federico Insúa está feliz con su vuelta a Independiente, se le nota en la cara, cuando se puso la camiseta, regresó a un lugar donde fue amado por muchos y odiado por otros tantos que no le perdonaron su partida a Boca. En la conferencia de prensa donde fue presentado como nuevo refuerzo expresó su alegría.

“La gente tuvo mucho que ver con mi vuelta a Independiente. En el partido despedida del Gaby Milito sentí una muestra de cariño de ellos. Vuelvo porque quería estar en este momento. Lo que viví acá fue increible y hoy sentí lo mismo que la primera vez”, arranco un Pocho feliz. 

El Pocho se refirió al presente de su nuevo equipo: “Lo más importante es conseguir el ascenso a Primera. Creo que (Omar) De Felippe le dio identidad y tranquilidad al equipo. Nadie imaginaba que Independiente iba a terminar en puestos de ascenso”.

Por último habló de su amigo y socio Daniel Montenegro: “con el Rolfi compartimos grandes momentos y estar de nuevo juntos es lindo”, cerró un feliz Insúa que vuelve en el peor año de la historia del club. Bienvenido Pocho. 

HilariOut

Finalmente se cayó el pase de Hilario Navarro a Peñarol de Montevideo. El propio presidente del club uruguayo lo descartó anoche en Campanas del infierno.

“Hable con Cantero y la operación quedó descartada. El director deportivo reconoce las condiciones de Hilario, pero hoy no está en nuestros planes”, dijo Juan Damiani.

La posible salida de Navarro, quien en seis meses queda libre, iba a ser la llave de entrada para que Federico Insúa se vuelva a poner la camiseta del Rojo. Habrá que ver de que manera se resuelve la llegada del Pocho a Independiente.

"El daño está hecho"

El vicepresidente segundo de Independiente, Claudio Keblaitis, habló anoche en La Visera, el programa que conduce Luis La Torre y no dejó títere con cabeza.

Sin pelos en la lengua, Keblaitis reconoció:  “El daño está hecho. Lo sufrí tanto o más que cualquier hincha y haber sido copartícipe de esto te destroza la vida. Tuvimos una Comisión de Fútbol nefasta que buscaba jugadores por Internet”, disparó.

Tuvo tiempo también para atender a Leonel Del Castillo, papá del Kun Agüero, cuando se refirió a las supuestas ayudas que iba a ofrecer para armar el equipo: “El padre de Agüero jamás quiso ayudar. Todo fue de la boca para afuera, después se abrieron de gambas”, dijo el vicepresidente segundo.

También se refirió a Javier Cantero como una persona que hizo autocrítica de lo que hacía mal pero encerrandose en sí mismo y no escuchando ni confiando en el resto.

“Para la llegada del Pocho Insúa hay que rescindir un par de contratos, pero desde ya que mi voto es positivo”, dijo Keblaitis en relación a la reunión que anoche mantuvieron de Comisión directiva.

Keblaitis reapareció con todo en los medios y no dejó dudas sobre postura respecto a la culpabilidad en el descenso, cerró haciendo autocrítica: “Les pido disculpas a todos los hinchas del Rojo”, sentenció.

 

 

Mañana es el día Pocho

Después de semanas de negociaciones, el Pocho Federico Insúa, arregló hoy su vuelta a Independiente y el martes firmará su contrato por 18 meses.

De esta manera, Insúa, quien recientemente se desvinculó de Vélez Sarsfield, es el primer refuerzo de pretemporada del plantel que dirige Omar De Felippe, de cara a la reanudación del Torneo de la Primera B Nacional.

El Pocho empezará así su tercer ciclo en Independiente, donde su mejor recuerdo lo tuvo con el título del Torneo Apertura 2002, en ese equipo que conducía Américo Gallego.

Precisamente, en ese grupo compartió plantel con Daniel Montenegro, quien actualmente es el capitán del equipo Rojo.

Tras recalar un año en el Málaga, Insúa regresó a Independiente en la temporada 2004-2005, pero no logró los resultados esperados y emigró a Boca Juniors, donde ganó cuatro títulos (Apertura 2005, Clausura 2006, Copa Sudamericana 2005 y Recopa Sudamericana 2005). 

Cuando Insúa se fue a Boca la gente no se lo perdonó. Muestras de banderas y cánticos en su contra fueron alguna de las maneras que el hincha reprobó aquel pase. Sin embargo, años después hubo una reconciliación entiendo que el Presidente Julio Comparada, era quien había mentido en aquella historia del Pocho.

Después de dos semanas de negociaciones, hoy se vio la fumata blanca. Habemus Pocho. 

Felices 60 Maestro

Un día como hoy, pero de 1954, nació el jugador más importante de la historia de Independiente, el que hizo gigante a un club enorme, Ricardo Enrique Bochini.

El Bocha, Bochita, El Mago zarateño. Simplemente El. Es que Bochini fue, futbolísticamente, un ser supremo para Independiente. Un adelantado. El más grande.

Desde sus humildes orígenes en los potreros de su Zarate natal llegó a Independiente tras probar en suerte en otros equipos que no supieron apreciar el talento mágico. Pedro Dellacha lo hizo debutar en el Monumental ante River reemplazando a Hugo Saggiorato y a partir de ahí nació la leyenda.

Nunca jugó en otro equipo, eso lo hizo especial y diferente. Fue campeón de todo con Independiente y cuando decimos de todo no es un decir.

Jugó 714 partidos con la camiseta de Independiente contando cotejos del torneo local y copas internacionales. En Argentina disputó 638 partidos anotando 97 goles, de los cuales ninguno fue de penal. Obtuvo 4 títulos de Primera División, 4 Copas Libertadores, 3 Interamericanas y 2 Intercontentinentales.

Anotó dos de los goles más importantes de la historia de Independiente: el que significó la primera Copa Intercontinental en Roma ante La Juventus y el empate con tres jugadores menos ante Talleres en Córdoba, día en que Independiente obtuvo el torneo Nacional 77, que casualmente era su cumpleaños número 24.

Luego llegaría el retiro y varias participaciones en el club tanto como director técnico y como consejero en varias dirigencias. Nunca se cayó la boca y siempre dijo, teniendo razón o no, lo que pensaba. Y vaya si le sobran derechos al más grande jugador de Independiente de toda la historia. Salud Bochita!

 

La mayor hazaña del fútbol argentino

El 25 de enero es un día muy importante para Independiente. Es sin dudas uno de esos días en los que vaya a saber por qué la historia nos dijo quiénes somos. Es el cumple del Bocha, el máximo ídolo del club, pero además y con el protagonismo estelar del mismísimo Bochita, se cumplen 36 años de la mayor hazaña del fútbol argentino: el título del Nacional 1977 ante Talleres en Córdoba con 8 hombres en la cancha.

Cuentan los que vivieron aquel glorioso día que el país estaba en un momento terrible, salpicado por una sangrienta dictadura y en las vísperas del único Mundial que se organizó acá y que posteriormente Argentina ganaría. Nunca un equipo que no fuera de Rosario o Buenos Aires había salido campeón. Es más, ni siquiera habían llegado a finales. Pero aquel Talleres tenía un equipazo, integrado por jugadores que meses después salieron campeones del Mundo. 

En el partido de ida en Avellaneda se disputó el 21 de enero, el resultado fue 1 a 1, posicionando mejor a la T de cara a la revancha. El gol de visitante en ese entonces ya “valía doble”, al igual que hoy en los torneos internacionales. Es decir que con el 0 a 0 en Córdoba el campeón sería Talleres. Luciano Benjamin Menéndez, intendente de Córdoba, por aquellos días tenía toda la fiesta preparada. De hecho, según cuenta hoy el Diario La Voz, ya había varios preparativos -avisos publicitarios felicitando y tirada extraordinaria del diario entre otras cosas- por el casi seguro título Tallarín. Sin embargo, el Rojo tenía una sorpresa preparada.

A los 32 minutos de iniciado el partido, Norberto Outes cabeceó un gran centro del Vikingo Trossero y puso al Rojo en ventaja. Con ese resultado era campeón, pero la debacle arbitral estaba por venir. Roberto Barreiro, referee de aquella noche histórica, empezó a cobrar cosas extrañas. A los 15 del complemento sancionó un penal inexistente que Chierini se encargó de ejecutar y anotar el empate, pero lo peor estaba por llegar…

A los 29, Bocanelli marca el segundo para Talleres enviando la pelota a la red con una mano deliberada que se vio, según dicen, desde Ushuaia hasta La Quiaca. En ese momento estallan los jugadores de Independiente dándose los siguientes diálogos:  “Tengo dos hijos y esto me da vergüenza. Écheme”, dijo el capitán del equipo, Rubén Galván. Barreiro le sacó la tarjeta roja. “Esto es una usurpación. ¿Por qué no me echa a mí también?” exclamó Omar Larrosa. El árbitro también lo echó. Mientras que el siempre temperamental Trossero se encargó de decirle de todo a Barreiro, quien procedió a expulsarlo.

Todo era dudas, Independiente se quería retirar de la cancha. No quería prestarse a semejante farsa. Pero hubo una persona que cambió esa historia y torció el destino. José Omar Pastoriza, el Pato, salió del banco exaltado pero juntó a sus ocho jugadores que quedaban en cancha y les dijo las siguientes palabras: “Vayan y sean hombres. Jueguen y ganen el título”. Los ocho jugadores salieron a hacer lo que podían motivados por la palabra de su entrenador. Talleres se perdió varios goles con los que pudo liquidar la historia. Pero no lo hizo, y si enfrente tenés al más grande…

Faltando 7 minutos para el final, el Bocha, el que cumplía 24 esa noche, agarró la pelota y empezó a esquivar rivales, se la tocó a Bertoni que dejó solo a Biondi en posición de gol, le salió Guibaudo, arquero de los cordobeses, y Biondi hizo una gambeta larga para sí mismo y se la tiró al Bochita, quien venía a la carrera y le pegó arriba sin que los defensores de Talleres que intentaban cubrir el arco pudieran hacer nada. 2 a 2, el gol de visitante pasaba a favorecer a Independiente ante las dos igualdades.

La resistencia fue heróica y el mito se convirtió en realidad. Independiente se consagró campeón de aquel Nacional 77 -la final se disputó un día como hoy pero en el 78- empatando el partido de visitante con tres hombres menos, algo único en la historia del fútbol argentino y probablemente del mundo. Ese fue el día que el, hasta ese entonces, seis veces campeón de América seguía escribiendo la historia, probablemente en su página más gloriosa. El día en que la camiseta y un grupo de hombres abanderados por Bochini y comandados por el gigante Pastoriza fueron artífices de aquella epopeya. 

 

Las 25 mejores jugadas (VIDEO)

El recordado programa de Gonzalo Bonadeo en TyC Sports más de una vez le dio espacio al genio Ricardo Bochini, pero en este caso le dedicaron un programa completo con sus 25 mejores jugadas (a elección de la producción de “25”) del Bocha.

Orgullo Rojo recopiló el material y te lo presenta en el día del cumpleaños 60 del Bochita para que disfruten de lo que fuimos y de lo que tenemos que volver a ser.

PRIMER BLOQUE 

SEGUNDO BLOQUE 

TERCER BLOQUE

Últimas noticias

2
5
6

Send this to a friend