La pizarra: la banda izquierda

Si la canción dice “Para que sepas que en el barrio mando yo”, la versión internacional contra Boca diría “Para que sepas que en las copas mando yo”.

El empate cero a cero le permitió al Rojo pasar de ronda y redondear noventa minutos discretos. El partido se pudo haber perdido, lo que no quita el rival fue carente de ideas y no pudo sacar provecho de jugar con uno más durante todo el segundo tiempo.

En cuanto a la creación, se mejoró mucho. A pesar de tener ventaja por el 3-3, no salió a defenderse y planteó el partido en campo de Boca hasta la expulsión de Tuzzio. La franja izquierda fue una gran opción. Paulo Rosales como enganche, arrancaba desde la línea para llevar la pelota en diagonal hacia el medio. Sin ser brillante, el exUnión es de los mejores refuerzos y partido a partido demuestra que es titular.

Cercano a él y redondeando una gran tarea estuvo Osmar Ferreyra. Salvo en dos o tres partidos con Cristian Díaz en el torneo pasado, al Malevo le costó tener buenas actuacion. Ayer fue el que alguna vez prometió ser, con recorrido, buen manejo de pelota y llegada. En el primer tiempo, pisó varias veces el área y mostró sacrificio en el medio, incluso en una oportunidad cortando un ataque rival por la derecha.

Independiente después de mucho tiempo pudo hacer tres o cuatro pases seguidos a lo ancho de la cancha. Fue habitual verlo recibir al Malevo y a Morel pasándole por la espalda. Sobre todo en el final donde había algo más de espacios y el Rojo necesitaba lateralizar.

En cuanto al rival, Ledesma (ubicado en el sector de Ferreyra) tuvo una noche complicada y salió reemplazado por Leandro Paredes, enganche natural corrido hacia la derecha. También terminó preocupado Albín, quien en el partido de ida había sacado diferencia con su velocidad, pero que ayer tuvo que dedicarse a la marca durante casi todo el partido.

Independiente clasificó y la euforia esconde algunas fallas que no dejan de ser lógicas. Pero que la locura por el triunfo no pase por alto algunos detalles positivos. La labor de Ferreyra, la buena asociación con Rosales y la posibilidad de tener pelota y circulación fueron determinantes para que hoy hablemos del triunfo. Un triunfo mínimo para la historia copera del club, pero que alimenta y confirma que el verdadero y único rey de copas es de Avellaneda.

El más copero

Independiente, con mucha personalidad, igualó sin goles ante Boca jugando con un hombre de menos todo el segundo tiempo por la expulsión de Eduardo Tuzzio y accedió a los octavos de final de la Copa Sudamericana gracias al 3-3 en la Bombonera. Américo Gallego, en el palco, feliz.

Sufriendo hasta el último suspiro y supliendo falencias con amor propio, el “Rojo” de Enrique Borrelli hoy sacó de la competición continental a un Boca que había guardado el fin de semana a todos sus titulares para este choque y se dio un alegrón en un momento complicado.

En el primer tiempo, once contra once, el partido fue parejo e Independiente mostró una mejor imagen con respecto a anteriores partidos: firme atrás, ordenado en el medio y picante arriba con un encendido y delicado Paulo Rosales. Los dos tuvieron sus chances pero no las aprovecharon y se fueron al descanso en cero.

El complemento arrancó de la peor manera para Independiente: a los 50 segundos, Claudio Morel Rodríguez le entregó mal un pase en una salida a Eduardo Tuzzio y al central, que ya estaba amonestado, no le quedó otra que bajarlo a Lautaro Acosta y ver la segunda amarilla. Parecía que se venía la noche…

Al toque, Borrelli rearmó la defensa haciendo ingresar a Leonel Galeano por el mejor jugador del “Rojo” hasta el momento, Rosales, manteniendo a Morel como lateral izquierdo. Ahí, en el momento más complicado, emergió la figura de Cristian Tula, quien estuvo impasable toda la noche.

Con uno menos, Independiente cedió a Boca el balón y el terreno, quedando replegado cerca de Hilario Navarro a la espera de una contra. Y la pasó feo por momentos el “Rojo” ante un rival que fue peligroso pero que, salvo dos cabezazos de Santiago Silva de pelota parada, no llegó con claridad. Vidal, en una contra, casi lo liquida.

Y aguantó no más Independiente hasta el final como pudo. Si bien la prioridad es sumar y sumar en el torneo local para salir del fondo de la tabla, este pase de ronda eliminando a un histórico rival como Boca aporta aún más motivación que lo que significó la llegada del “Tolo”, que este jueves pone oficialmente primera.

Acá estoy

Después de firmar su contrato en la sede hasta julio de 2013, Américo Gallego se fue al Libertadores de América, donde fue recibido de gran manera por los hinchas, y observó desde uno de los palcos el choque frente a Boca. En el entretiempo no pudo con su genio y lo llamó a Enrique Borrelli para darle indicaciones. Este jueves toma las riendas.

El “Tolo” ya casi entró en funciones.El domingo, después de la charla que mantuvo temprano con Javier Cantero donde arregló todo, se juntó con Enrique Borrelli para preparar el equipo de hoy, pero como aún no había firmado (lo hizo horas antes del partido), había pactado con el hasta ahora coordinador de fútbol amateur que él estuviera en el banco.

Este miércoles Gallego iba a firmar su contrato en el propio estadio a las 17 y ahí iba a brindar su primera conferencia de prensa, pero una hora antes del comienzo del evento hubo que suspender todo porque los dirigentes recién terminaban de solucionar el tema de la habilitación para que Jonathan Santana pudiera jugar hoy.

Igualmente la firma se hizo en silencio en la sede y de ahí, derechito el “Tolo” enfiló para el estadio, donde recibió sobradas muestras de cariño de la gente. Con los jugadores no tuvo contacto, fue directo al palco en el que observó muy activo las alternativas del encuentro. Tan activo que hasta lo llamó a Borrelli para darle indicaciones.

En el entretiempo me llamó y me quiso hacer unas sugerencias como por ejemplo con Vidal, que volviera con Clemente Rodríguez, pero le dije que estaba muy complicado porque tenía a Vargas y a Santana lesionados“, contó el propio Borrelli luego del encuentro en diálogo con Indirecto, de Tyc Sports.

Antes del inicio del choque, el “Tolo” habló unas pocas palabras con Radio La Red y contó sus sensaciones por la vuelta a Avellaneda: “Estoy muy feliz, muy entusiasmado”, expresó Gallego, quien al final del partido se llevó de las tribunas un: “Te vinimos a ver, te vinimo’ a alentar, de la mano del ‘Tolo’, la vuelta vamo’ a dar”.

Este jueves el plantel se entrenará por primera vez bajo las órdenes de Gallego en el predio de Domínico desde las 15.30, aunque la prensa podrá ingresar una hora más tarde. Luego de la práctica, seguramente en la nueva sala de prensa del predio de Santo Domingo, el “Tolo” será presentado de manera oficial.

 

Uno x Uno: La mística intacta

Hilario Navarro (6): Mantuvo la seguridad bajo los tres palos. En un par de centros quizás debió salir pero en lineas generales su tarea fue buena.

Gabriel Vallés (7): Grata sorpresa la del lateral, quien no paró un segundo de pasar al ataque en el primer tiempo. Hasta se dio el lujo de tirar un caño.

Eduardo Tuzzio (5): Sufrió con el Pelado Silva en el primer tiempo. En el complemento terminó yéndose expulsado por una jugada que empezó con un mal pase de Morel Rodríguez.

Cristian Tula (8): El mejor. Impasable por arriba, también por abajo. Duro en la marca, sin arrugar nunca ante delanteros de mayor contextura física y hasta más rápidos que él. Su mejor partido en el Rojo.

Morel Rodríguez (4): Si bien intenta jugar siempre y es algo que desde esta columna siempre se va a valorar, hoy estuvo impreciso, mal en la marca y cometió un error infantil que dejó con 10 al equipo casi compromete la clasificación. Tiene nivel para dar muchísimo.

Jonathan Santana (6): Buen partido haciendo la banda derecha de punta a punta pero también dándole una mano a Vargas en el medio. Linda dupla están armando con el colombiano.

Fabián Vargas (7): Amo y señor del mediocampo. En el primer tiempo fue el que hizo jugar a Independiente con pases punzantes y cuando hubo que raspar lo hizo, esta vez sin pasarse de rosca.

Osmar Ferreyra (5): El Malevo no encuentra su lugar. En el primer tiempo como que le faltaba fe en la terminación de las jugadas. En el complemento se soltó un poco más. Sin embargo no pudo soltar su arma predilecta que es la pegada.

Paulo Rosales (7): Inquieto, movedizo, vivo y hasta lujoso. El “Ciego” enloqueció al rival en el primer tiempo y fue el conductor del Rojo junto a Vargas. En el complemento se fue reemplazado ante la expulsión de Tuzzio.

Patricio Vidal (6): Las corrió todas y se movió bien por los costados. Le faltó conectarse más con el Tecla.

Ernesto Farias (4): Una sombra. Aguanto muy pocas pelotas. Decidió generalmente mal y no participó del juego. Lo “positivo” es que corrió bastante en el complemento.

Leonel Galeano (6): El de Miramar volvió después de su traspié en el partido de ida y demostró solidez.

Roberto Battión (5): En poco tiempo estuvo bien ubicado en la cancha y sacó como pudo lo que pasaba cerca.

Hernán Fredes (s/c): Jugó pocos minutos para ser calificado.

Enrique Borrelli (Tolo Gallego): Su equipo salió con más actitud que el rival y no especuló con el resultado en el primer tiempo. En el complemento, tras la expulsión de Tuzzio, se metió atrás pero Boca, salvo en alguna ocasión aislada, no generó peligro.

Las imágenes coperas

Noche copera, si sabremos de esto. Orgullo Rojo la vivió en el estadio y te trae las mejores fotos de una noche para recordar. Independiente eliminó a Boca de la Copa Sudamericana.

¡Revivilo haciendo click en cada botón!

[button color=’red’ url=’https://www.facebook.com/media/set/?set=a.220796331383469.48869.199307723532330&type=3′ target=’_blank’] LAS FOTOS DEL PARTIDO Y DE LA GENTE > [/button]

[button color=’red’ url=’https://www.facebook.com/media/set/?set=a.220843021378800.48883.199307723532330&type=1′ target=’_blank’] POSTALES ORGULLOSAS > [/button]

 

[button color=’red’ url=’https://www.facebook.com/media/set/?set=a.220779238051845.48868.199307723532330&type=3′ target=’_blank’] BUSCATE Y ETIQUETATE > [/button]

[button color=’red’ url=’https://www.facebook.com/media/set/?set=a.220810834715352.48876.199307723532330&type=3′ target=’_blank’] AFICHES > [/button]

"La prioridad es el torneo"

Enrique Borrelli, entrenador interino en el partido de este miércoles ante Boca, halagó a los jugadores por el pase de ronda y contó que en el vestuario había mucha felicidad, aunque recordó que para Américo Gallego y los dirigentes la prioridad sigue siendo el Torneo Inicial.

Nos encontramos con una jugada desafortunada que Tuzzio tuvo que hacer foul y ahí apareció la hombría de Vargas y de Santana, de todo el equipo, pero a ellos dos no los tenía bien y por ahí la gente no lo sabe. Los dejé hasta que no pudieron más“, expresó el DT enla conferencia.

Desde el domingo por la tarde empezamos a plantear el partido con Gallego y por suerte suerte funcionó, me siento muy feliz, me emocionó la entrega de los futbolistas“, analizó Borrelli, quien reiteró algo que había dicho en la previa: “Hoy ganó Gallego, si perdía era yo. Es un gran entrenador“.

Por otra parte, contó que el “Tolo” aún no tuvo contacto con los futbolistas, “pero la sola presencia del técnico los inspiró. Sabían que que los estaba mirando el técnico y dejaron todo en la cancha. Américo es muy exigente y van a tener que jugar así cada partido. Por suerte, vi un vestuario muy feliz, muy contento, pero con mucha tranquilidad“.

Por último, el ex coordinador del fútbol amateur expresó: “El objetivo central es el campeonato local para Gallego, para los dirigentes, para todos. Pasar de fase es una alegría y nada más. Después Gallego diseñará qué se va a hacer en la siguiente fase“.

Dos averiados

Fabián Vargas y Jonathan Santana terminaron lesionados el partido y este jueves se harán estudios para saber si tienen más que una contractura. Según contaron ellos mismos, ambos iban a salir en el complemento pero se quedaron hasta que pudieron por la expulsión de Eduardo Tuzzio.

La mala noticia de la jornada es que tanto Santana como Vargas, ambos elementos importantes del medio rojo, terminaron lesionados y podrían ser bajas para el choque del próximo domingo ante Godoy Cruz, en el estreno de Américo Gallego como entrenador.

El colombiano es seguro queno podrá jugar porque está sancionado, pero contó: “Sentí una molestia y en el entretiempo la idea era no arriesgar, pero la expulsión de Eduardo complicó las cosas y le dije al técnico que me quedaba hasta que pudiera. Espero que no sea más que una contractura“.

Santana, por su parte, contó:  “Sentí un pinchazo en el posterior, la idea era salir, pero después de la expulsión se complicó todo y me quedé. Mañana veré lo que tengo“. El ex Libertad estuvo todo el día haciendo trámites por su contrato y manifestó que la lesión también pudo ser “un poco producto de esas cosas”.

Tarjeta fácil

Independiente sufrió su tercera expulsión en la temporada en apenas seis partidos jugados y es uno de los equipos con más juego brusco: ya lleva además 22 tarjetas amarillas.

Al igual que en el clásico ante Racing y frente a Arsenal la semana pasada, Independiente terminó el partido con un jugador expulsado: hoy fue Eduardo Tuzzio, antes Claudio Morel Rodríguez y Fabián Vargas, respectivamente.

En los seis partidos que lleva disputados Independiente esta temporada, en tres sufrió expulsiones y además tuvo a 22 jugadores amonestados. Morel jugó todos los partidos y, con cinco, fue el que más vio la amarilla.

Luego lo siguen el propio Vargasy Roberto Russo con tres, más atrás aparecen ya con dos Luciano Leguizamón y Eduardo Tuzzio,y luego varios con una (Gabriel Vallés, Paulo Rosales, Roberto Battión, Cristian Tula, Osmar Ferreyra e Hilario Navarro).

Con la pólvora mojada

Más allá de la felicidad que significó la clasificación a los octavos de final de la Sudamericana a costas de Boca, lo cierto es que Independiente completó otro partido sin anotar goles. Sólo marcó en uno de los seis que jugó.

Si bien Independiente resignó sus aspiraciones ofensivas en el segundo tiempo por la tempranera expulsión de Eduardo Tuzzio, el dato preocupante es que el “Rojo” no está siendo efectivo en el arco rival.

Ante Boca contó con dos chances netas de gol, una de Ernesto Farías y otra de Patricio Vidal, pero ambos delanteros fallaron e Independiente completó otro partido más sin anotar, el quinto de seis que lleva jugados este temporada.

Sólo festejó el “Rojo” los tres goles en la Bombonera el miércoles pasado y nada más. Pero no es algo nuevo en este equipo: en las últimas siete fechas del torneo anterior, sólo marcó cinco goles y no ganó ningún partido.

Mando yo

Independiente prolongó su parternidad ante Boca en el plano internacional y lo sacó de la Sudamericana. La última vez que el “Rojo” cayó ante los de la Ribera en una copa fue en 1979, hace ocho partidos.

Pese a que en los últimos tiempos, sobre todo desde la época de Carlos Bianchi, Boca dio vuelta el historial general de enfrentamientos entre ambos, Independiente sigue superando al “xeneize” por copas.

Con el partido de hoy, rojos y bosteros jugaron 16 partidos, de los cuales Independiente ganó cinco (13 goles), Boca tres (10 goles) y los otros ocho fueron empates.

Además, la última vez que Boca superó a Independiente en copa fue en las semis de la Libertadores de 1979 en el Monumental. Desde ese choque, el “Rojo” lleva ocho encuentros sin perder.

Sumándole más a la paternidad, cabe destacar que Boca nunca venció en Avellaneda por estos duelos: seis partidos jugados, tres victorias locales y tres empates, con apenas un gol marcado para la visita.

Últimas noticias

1
2
3
4
5
6

Send this to a friend