Uno x uno vs. Gimnasia

Sebastián Sosa (7.5): En el primer tiempo tuvo problemas para controlar un disparo lejano de Aleman y lo terminó rechazando con el brazo izquierdo de manera poco ortodoxa. En el complemento brilló, sacándole el gol a Weigandt a los 52 contra el palo, rechazando al córner otro disparo de Aleman y salvando con la ayuda del palo ante Carbonero. Gran segundo tiempo del uruguayo.

Fabricio Bustos (5): No fue bueno el regreso del Tractor, algo que de por si (su retorno) es una buena noticia. Tuvo inconvenientes varias veces con Carbonero y no estuvo preciso para tocar ni pasar al ataque.

Sergio Barreto (6): Otro sobrio partido del central, sin complicaciones. Cubrió muy bien a Ramírez a los 33 cuando se iba solo ante Sosa.

Alan Franco (6): Nuevamente positivo lo de Alan, luego de un debut muy malo. Tampoco tuvo mayores problemas para controlar a los delanteros rivales.

Juan Insaurralde (7): Importantísimo otra vez, en las dos áreas. Sacó y salió jugando con criterio, y casi abre el marcador con el cabezazo que da en el palo y Silvio empuja en la línea. Por ahora es un refuerzo clave el Chaco.

Gastón Togni (5): No pudo imponerse en su banda, le cuesta jugar de tres y no logra aprovechar su potencia para llegar libre y sorprender en ataque.

Domingo Blanco (6): En otra muestra más de lo poco inteligente que es para tomar decisiones, luego de ser amonestado a los 3 minutos, unos más tarde se tiró y barrió de atrás a Carbonero. Por suerte se salvó porque se había ido la pelota. Así como le critico eso, le reconozco el buen segundo tiempo que hizo, con un despliegue gigante para marcar y tratar de subir en inferioridad numérica, como en la corrida al final del partido. Sin Hernández al lado mejoró mucho el nivel.

Pablo Hernández (3): Decíamos que era insostenible su titularidad, y hoy quedó demostrado más que nunca. Su salida fue clave en el desarrollo, haciendo que el medio deje de poner stop más que pausa. A los 30 después de una pared con Togni llegó bien al fondo, pero en vez de pensar donde centrar, se tiró buscando un penal.

Jonathan Menéndez (5): Es positiva su ocupación de espacios e intensidad, aunque hoy no pudo transformar todo eso en peligro para el rival. Sobre el final de la primera etapa llegó al fondo en una contra y mandó bien el centro ante la salida del arquero. A los 58 Silvio lo dejó solo y el árbitro ni el línea vieron que Rey la tocó con la mano fuera del área.

Sebastián Palacios (6.5): Fue bueno lo del otro Tucu, se lo ve con confianza y fue mucho más criterioso que Menéndez para juntarse con sus compañeros. A los 17 recibió sobre la derecha y su centro salió al arco y exigió al arquero. Por suerte alguien se equivocó y no salió él en el segundo cambio.

Silvio Romero (6.5): Insisto con lo de los últimos encuentros; más allá de terminar extenuado, se lo ve bien físicamente y atento para participar del juego, a pesar de verse perjudicado por el sistema. A los 43 comandó una buena contra, en la que abrió para Menéndez y en segunda jugada intentó un taco que lamentablemente salió a donde estaba el arquero. Gran pase para Menéndez a los 58 y bien parado en el gol para empujar y poner el gol del triunfo. A los 77 bien situado define mordido y termina dando en el palo. Marcó el segundo, pero un error del árbitro se lo anuló.

Lucas González (7): Ingresó por Hernández en el entretiempo y fue muy bueno para el equipo. Se lo vio en gran nivel tanto para marcar como para ir al frente y tocar. Claramente pide y se ganó la titularidad.

Alan Velasco: Volvió bien la Joya, por Barreto a los 73, dándole una dinámica que el equipo no tiene. Comandó bien la contra que termina en el palo y fue importante para tenerla y poner nervioso al rival. Le metió un caño hermoso a Weigandt.

Adrián Arregui: Entró por Palacios a los 78 para pararse en el medio y a pesar de mostrarse lento, lo logró. Apenas saltó al campo ganó de cabeza en pelota parada y el arquero controló bien.

Thomás Ortega: Reemplazó a Togni faltando diez minutos y además de sellar el lateral, participó en el gol mal anulado, habilitando muy bien a Silvio.

Ayrton Costa: Junto con Ortega, entró los últimos minutos para rearmar la línea de cinco. Cumplió, ganando las pocas veces que intervino.

Julio Falcioni: Dos de tres, y no es la única buena noticia, ya que el equipo mejoró respecto a los primeros encuentros. No llega a jugar bien, pero hoy fueron otras las intenciones, al menos desde lo actitudinal. Se presionó más arriba y se buscó con más gente. Se volvió a ver solidez defensiva, a pesar de que tuvo chances la visita. Estuvo bien con los cambios, primero sacando a Hernández y luego rearmando la línea de cinco cuando se venía Gimnasia, haciendo que dejáramos de sufrir. Es paradójico y hasta gracioso, que el error en el segundo cambio fue anterior a los mejores minutos del equipo. Ojalá la vuelta de los jugadores del medio y sobre todo la de Velasco haga mejorar el nivel futbolístico. La otra cosa igualmente importante, que es cosechar puntos, por suerte viene bien.  

Uno x uno vs. Patronato

Sebastián Sosa (6): Otro encuentro con poco trabajo para el uruguayo. En el primer tiempo solo tuvo que contener dos remates lejanos sin complicaciones y salió a cortar un centro con los puños. Mientras que en el complemento fue casi un espectador.

Gonzalo Asís (6.5): Otro buen partido del pibe que siempre cumple y ya es una realidad, supliendo ahora confiablemente a Bustos. Voluntarioso, tratando de conectar y avanzar, aunque sea difícil en este contexto. Llegó bien al fondo a los 14 complicando con un centro y sacó justo a los 38 de palomita en un avance visitante.

Sergio Barreto (6.5): Al igual que Asís, fue nuevamente correcta su participación, mostrándose firme. Cortó impecablemente a los 85 ante la definición del delantero rival, en la que queda muy dolorido.

Alan Franco (6): Mejoró considerablemente luego del debut ante Lanús. Se complicó solo en esa sobre la derecha ante Canto. Le quedó a los 17 en una pelota parada sobre el costado y trató de darle fuerte, sin generar mayor peligro. Cortó en varias y se animó a salir, como en esa sobre el final que luego cambia bien de frente, para que Silvio le de fuerte de afuera.

Juan Insaurralde (7): Más que positivo debut del defensor. Ya era de lo mejor en el cero a cero, con el gol no hay discusión alguna. Buena salvada arrojándose para interceptar un disparo a los 56. Abre el marcador en una doble jugada luego de pelota parada, tras pared con Palacios y definiendo de derecha colocando al lado del palo. Concentrado, firme, mostrando solvencia ayudado obviamente por un sistema táctico super conservador.

Gastón Togni (4.5): El único de la defensa de mal partido, con muchísimas complicaciones en la marca con Gudiño el tiempo que estuvo en cancha. Apenas iniciado probó de derecha en una aproximación, luego de ganar trabando. Nunca dominó la banda y pasó poco y nada al ataque. A favor, recupera en el inicio del gol.

Domingo Blanco (6): No tuvo claridad para jugar, algo que le ocurre siempre, pero aportó mucho sacrificio en el medio. Le quedó a los 30 en el medio del área y le pegó como yo de zurda. Hay que ver que ocurre con él con Romero y Arregui a disposición.

Pablo Hernández (5): Nuevamente fue flojo su partido, pero hoy al menos se lo vio muy voluntarioso, sobre todo para intentar recuperar la pelota, algo que logró varias veces. No alcanza ni de casualidad para justificar su titularidad, pero algo es algo.

Jonathan Menéndez (5.5): Obviamente se le hace difícil con este sistema, porque además hoy no jugó contra un rival ofensivo que deja muchos espacios para correr. Igual se las arregló para generar algo, poco igualmente. A los 51, luego de que Silvio pelee arriba, pudo correr con la pelota e intentó darle fuerte cruzado, y pasó cerca. Llegó bien al fondo a los 65, combinando con Palacios, pero tardó en mandar el centro. A los 80 tiene una muy buena, con un pase cortando y dejando solo a Palacios.

Sebastián Palacios (5.5): Al igual que Menéndez, se las ingenió en la mala para avanzar al menos en algunas ocasiones. A los 10 casi llega antes que el arquero luego de un pelotazo largo. Participa en el gol, viendo bien a Insaurralde y dando un pase más que un centro. Buen pase para Menéndez a los 65. Tuvo dos chances sobre el final, la primera tras pase de Menéndez, pero el arquero lo atoró rápido y bien. Y en la segunda, le quedó en el medio del área y le dio muy mordida.

Silvio Romero (5): Lo mismo que el resto de los otros jugadores ofensivos; no se puede decir que jugaron mal porque Independiente no ataca, ya que al menos hoy no fue culpa de ellos. No se lo ve mal a Silvio, trata de conectar, se sacrifica, pero se le hace muy difícil. A los 14 le dio de zurda tras una pelota parada pero la mandó muy arriba. A los 39 comandó una contra en la que definía débil de derecha (le cobraron offside). Sobre el final le faltó aire para picar en un par de contras y casi mete el segundo buscando colocarla de afuera.

Lucas González: Entró a los 81 por Hernández y aportó dinámica, algo que se notó enseguida.

Thomás Ortega: Reemplazó a Menéndez para disputar los minutos finales, defendiendo sobre la izquierda.

Braian Martínez: Saltó a la cancha sobre los instantes finales por Palacios y tuvo una chance tras luchar y ganarle a su marca por derecha.

Nicolás Messiniti: Al igual que el Chaco, estuvo en cancha solo instantes, él por Silvio.

Julio Falcioni: Al igual que lo que decía tras el debut, habrá que acostumbrarse a ver un Independiente mucho más preocupado por defender que por atacar. Lo primero hoy lo hizo bien, encontrando firmeza en la presentación de Insaurralde y quizá por el nivel del rival; lo cierto es que casi no nos llegaron. Pero claro, para ganar hay que atacar y este equipo lo hace poco y nada, casi sin quererlo. El primer tiempo fue un espanto y en el complemento el gol llega en medio de un momento en el que el Rojo buscaba avanzar tibiamente. Tras el tanto se jugó con tranquilidad, y ante la desesperación del local se controló el partido y se justificó un triunfo por el que se hizo poco y nada. Siempre es positivo ganar, pero hoy es lo único que se puede rescatar. Salir a jugar frente a Patronato como si se tratara del Milan, hace que destacar la firmeza defensiva sea un elogio muy mediocre. Lo realmente bueno sería que esa seguridad abajo logre más resultados y el equipo se vaya soltando para poder ser más vistoso. Ojalá lo logre.

Uno x uno vs. Lanús

Sebastián Sosa (6): Muy poca labor para el uruguayo, que en el primer tiempo ni la tocó. Le saca bien parado un mano a mano a Orsini y en varias ocasiones quedó clavado en la línea teniendo chances de salir a cortar, aunque sabemos que no es un arquero que se destaque por eso.

Gonzalo Asís (6): Nuevamente cumplió, mostrando que es una alternativa confiable. Gran centro al segundo palo a los 45 para la entrada del Tucu y salva justo por arriba ante la entrada de De la Vega en el complemento.

Sergio Barreto (6): Fue el mejor de los tres centrales, ante el mismo rival de su mejor partido el semestre pasado. No tuvo inconvenientes y llega justo a los 8 para cortar en un avance visitante.

Alan Franco (3): Correcto primer tiempo y horrible complemento, atolondrado, en un nivel que hasta lo coloca por debajo de Barreto pensando en una hipotética línea de cuatro. En la que pega en el palo queda sin marcar y de espalda a la pelota, en un movimiento amateur. Y como si esto fuera poco, pierde la marca en el gol.

Ayrton Costa (5): Fue correcto lo del pibe, que buscó no complicarse y rechazar todo, incluso cuando tenía pase. Exagera el movimiento con el brazo en un cruce con Orsini, dándole la chance al árbitro de cobrar penal.

Lucas Rodríguez (5.5): En el primer tiempo tuvo participaciones en ataque, algo que no pasó en el complemento. En cuanto a la marca tuvo una aceptable labor, como siempre. Buen centro para Silvio a los 29, o al menos fue inteligente la idea de amagar el remate y pincharla.

Domingo Blanco (4): Lo de siempre, encima en una posición que no conoce. Es una máquina de hacer lo contrario a lo que debe, desaprovechando sus condiciones como tantos otros jugadores, al menos en Independiente. Cuando el arquero lo estaba felicitando por cubrir el avance sin falta, va y arremete innecesariamente, en lo que derivó en el gol de Lanús.

Pablo Hernández (3): La única excusa para que juegue en este nivel y en esa posición es su altura, un fundamento tan pobre como su actuación. Se lo pierde solo a los 45 entrando por el segundo palo. Tiene una buena abertura para Velasco, en lo único positivo que hizo. Durmió varias veces con el balón en sus pies, aunque en una le habían cometido falta.

Alan Soñora (3): Nada de nada para el pibe, en una posición que nunca encontró. Apenas iniciado arrancó de derecha al centro y bien ubicado la mandó muy arriba. A los 20 se lo pierde y pifia tras un gran pase de Silvio. No logró en ningún momento tener la pelota ni generar juego, pidiendo a gritos salir.

Alan Velasco (5): No pudo hacer demasiado la Joya hoy, sufriendo mucho la soledad. A los 7 se sacó de encima la marca sobre la línea y fusiló al arquero, pero pasó muy cerca del segundo palo.

Silvio Romero (4): Arrancó enchufado, tratando de conectarse y se fue fastidiando a medida que pasaba el tiempo y más solo quedaba. Lindo pase a los 20 para Soñora.

Juan Pacchini (4): Entró a los 60 por Soñora, para pararse como cinco de contención. Cumplió esa labor, aunque mostrando sus limitaciones con la pelota.

Sebastián Palacios: Reemplazó a los 71 al Tucu. Unos instantes después probó desde afuera y exigió al arquero gracias a un roce. Mostró ganas y avanzó un par de veces, pero en la que quedó mejor posicionado, se enredó con el balón.

Braian Martínez: También a los 71, él por Costa. Se paró sobre la izquierda y no le salió una, ni siquiera teniendo pase, decidiendo siempre mal.

Gastón Togni: Jugó los últimos minutos por Rodríguez, sin hacer demasiado. Es saludable volverlo a ver entrar en acción, ya que por sus características puede ser una buena alternativa en el sistema con el que jugó el técnico.

Nicolás Messiniti: Casi no tocó la pelota en los minutos que estuvo en cancha, reemplazando a Velasco.

Julio Falcioni: Hay que tener en cuenta muchas cosas para analizar este flojísimo debut. Lo que decidió él, lo que hizo el equipo, lo que tiene y el rival.

En cuanto a su labor, lo que hizo está todo dentro de una lógica, que cuando no se dan los resultados es muy difícil de aceptar. Hoy el Rojo es esto y no se puede esperar gran cosa. Solo podremos aspirar a obtener buenos resultados, con un entrenador que prioriza el orden defensivo a la tenencia o un protagonismo que requiera vocación ofensiva. Obviamente para eso hace falta tiempo y suerte, algo que hoy no se tuvo. Porque tampoco es que Lanús nos pasó por arriba y de hecho se perdió con un rival que nos viene ganando siempre, y contra el que nos fuimos tres goles abajo en el entretiempo del último enfrentamiento. Si esta claro que se puede disentir en cuanto a los nombres seleccionados, pero tampoco mucho más que eso.

Hablando de lo que hizo el equipo, el Rojo jugó un primer tiempo malo, pero en el que logró anular al rival y crear chances de gol. El complemento fue nefasto, siendo inferior e incapaz de generar algo similar a una posibilidad de riesgo para el arco Granate.

Yendo a lo que tiene, hay que ser realista y darse cuenta que esperar un Independiente protagonista con este plantel suena más a una utopía que a algo posible. Más teniendo en cuenta que los refuerzos que están por llegar, son más para que no sea tan lamentable el banco de suplentes que para modificar el rumbo del once titular.

Por último, ojalá que buena parte de lo malo que pasó hoy, haya sido por el nivel del rival, un Lanús que hace mucho se conoce y es de lo mejorcito en el fútbol argentino de estos años. Esto lo podremos empezar a saber por el ejemplo la fecha que viene, en la que enfrentamos a Patronato.

Uno x uno vs. River

Sebastián Sosa (9): Después de un tiempo, volvió a tener una actuación brillante, evitando varios goles Millonarios. En el primer tiempo sacó dos con los pies a los 12, ante Borré y Zuculini. Ya en el complemento tapa con el pie una de Suárez, controla un tiro bajo de Girotti y saca espectacularmente con la mano una definición sobre el final. Se lo extrañaba al uruguayo.

Fabricio Bustos (6): Estuvo bien en defensa, de hecho convierte un gol con esa que le saca a Borré. Pero fue flojo lo suyo con pelota, perdiendo varias y rechazando hacia el medio. No aportó en ataque desde los 16, aunque es lógico teniendo en cuenta el desarrollo. Lo aclaré porque ahí llegó muy bien al fondo y le sirvió el gol a Menéndez.

Sergio Barreto (6.5): Al igual que Rodríguez, es un jugador que conoce sus limitaciones y se dedica a lo que sabe. Muy fuerte en el mano a mano, ganó más de lo que perdió ante los muy buenos delanteros rivales. Uno de los pibes que demostró ser confiable, al menos como alternativa en la zaga.

Alexander Barboza (6.5): Otro de buen partido, con un balance positivo ante el poderío ofensivo de River. De arriba sacó todo, de abajo tuvo problemas, como en esa en la que casi le convierte penal a Suárez sobre la línea de fondo. Exageró buscando anticipar en algunas ocasiones, algo similar a lo que ocurría con Figal.

Lucas Rodríguez (6): Nuevamente correcto lo suyo, como siempre. Claramente positivo el balance del lateral traído por Pusineri, que había quedado libre de Tigre.

Lucas Romero (6): No dominó en el medio, tirado muy atrás casi obligatoriamente, pero tuvo bunas intervenciones y siempre intentó salir con criterio en busca de un buen pase para atacar.

Gonzalo Asís (6): Otro de los pibes que con su desempeño dejó en claro que se puede contar con él, y Berón lo sabe bien, por eso lo puso. Rindió en una posición extraña, compartiendo el medio del lado derecho. Salió extenuado sobre el final.

Alan Soñora (6): Hoy no le costó jugar retrasado, ya que pudo desde ahí conectarse bien y tener la pelota, ganando minutos en algunos difíciles pasajes del complemento. En los buenos momentos del equipo apareció poco.

Alan Velasco (8): Hermoso que el jugador que más esperanza nos da de cara al futuro haya jugado un clásico así, con un primer tiempo estelar. Arrancó ya picante con varias buenas gambetas y a los diez avisó lo que haría. En esa se confió y luego de dos enganches definió suave a colocar, algo que con Armani suele ser un error, porque llega a todas. Mete un gol de antología dibujando a Ponzio y clavándola al ángulo y luego el segundo con una clara complicidad del arquero. A los 26 anticipa de cabeza y casi convierte nuevamente. No es figura porque no mantuvo el nivel y Sosa si. Una joya en el desierto.

Jonathan Menéndez (5): Alternó buenas y malas. Fue importante para salir a lastimar rápido tras recuperar, pero erró en la definición. A los 5 no llegó a conectar un pase largo de Silvio y a los 16 pifió tras un gran pase de Bustos. En el complemento tuvo una a los 51, pero no se animó a darle bomba y luego de enganchar se cayó.

Silvio Romero (5): Lamento no coincidir con Varsky, periodista que admiro, pero fue malo lo de Silvio. Se conectó bien en algunas jugadas, como cuando abre antes del gol, pero en la gran mayoría hizo lentas las transiciones, haciendo negativa su intervención. A los 5 tenía solo a Menéndez y se la tira larga, a los 51 enganchó y la tiró lejos y cinco después le pegó de afuera y la mandó a Lanús.

Domingo Blanco (5): Reemplazó a Menéndez a los 59 para acoplarse en el medio junto a Asís y no logró generar contras.

Thomás Ortega: Entró por Soñora y ayudó a controlar más el sector izquierdo. Le metió un buen pelotazo a Martínez sobre el final.

Braian Martínez: Saltó a la cancha por Velasco y no pudo generar nada.

Nicolás Messiniti: No entró casi en juego los minutos que estuvo por Silvio.

Juan Pacchini: Al igual que Messiniti, casi no tocó la pelota, entrando por Asís.

Fernando Berón: El Tanguero volvió a ser interino logrando una victoria importante, para cortar otra racha, como había hecho en Mendoza. Más allá del contexto, siempre es lindo ganarle a River y de visitante no se conseguía desde el 2009, y esa es la estadística que queda. Ordenó al equipo para tratar de anular y salir rápido y lo consiguió varias veces. Aprovechó a un Velasco y Sosa en niveles estelares y en el complemento aguantó como pudo. Metió cambios defensivos, pero fue obligado por el rival y además le sirvieron para no pasar tantos sobresaltos, algo que ocurría al inicio del segundo tiempo. Ojalá esta inoperante comisión directiva pegue una con la contratación del mánager y el nuevo técnico, lo necesitamos como el agua.

Uno x uno vs. Arsenal

Sebastián Sosa (4): Flojo lo del uruguayo, que en el primer tiempo controló dos tiros fáciles a los 11 y 31. Saca rápido bien a los 44 y no estuvo ni cerca de tapar alguno de los tantos. En algunos, pasó algo similar a lo ocurrido en el gol de Cardona, dando la impresión de que queda lejos, quizá por donde está parado o a lo mejor por falta de altura.

Fabricio Bustos (4): No fue un buen partido del Tractor, ya que además de los inconvenientes en la marca, si bien lo intentó siempre, desperdició mucho la pelota en ataque. Deja libre a su marcador en el primero, habilita en el segundo, y en el complemento tira muy lejos la mayoría de los centros. A favor, el que le mete a Silvio a los 36.

Alan Franco (4): También fue malo lo suyo, más allá de dos cierres justos ante Albertengo y Luna, ambos en el complemento. Se la baja bien a Silvio a los 44, pierde la espalda en el segundo y se fue expulsado por hablar de más ante un Pitana que nos estaba descontrolando a todos.

Alexander Barboza (4): Su tramo final de partido es épico, luchando y ganando mucho ante varios rivales y finalizando en una pierna. Pero cometió varios errores puntuales que no le permiten tener un balance positivo. El más grosero obviamente es el del primer gol, errando el cálculo.

Thomás Ortega (5): Tibio su rendimiento, cuando todavía no se había roto el partido. A los 34 llega bien al fondo y le sirve el gol a Velasco, en su mejor jugada. Sigue sin soltarse, sin ser el que veíamos en Reserva.

Lucas Romero (7.5): Tuvo algunos errores, pero claramente fue lo mejor del Rojo, siendo de a ratos heroico lo suyo. Ya en el primer tiempo había robado varias pelotas a pesar de la falta de ayuda del Saltita y en el complemento se destacó. Siempre en inferioridad numérica, de a ratos por una mayor viveza táctica de los rivales que de sus compañeros, siempre luchando y dejando todo. Terminó en una pierna defendiendo solo con Barboza. Además mete el primero con un tiro de afuera, aprovechando su buen disparo (que pica en el lugar justo) y la floja reacción del arquero. Gran pelotazo para Velasco en el tercer empate.

Lucas González (3): Pésimo primer tiempo, que de hecho fue el único que jugó al ser bien sacado por Pusineri. Caminó todo el tiempo, llegando tarde siempre para ayudar a Romero en la marca o a Bustos y Menéndez en ataque. Exasperante lo que hace a los 40, perdiendo el balón y luego mirando como los rivales atacaban a sus compañeros. Apenas iniciado tuvo una chance de cabeza pero no le dio bien.

Andrés Roa (5): En sintonía con lo que venía mostrando, tuvo buenos pasajes, pero sin llegar a ser la manija del equipo. A los 2 probó de afuera y a los 12 hace una lindo con sombrerito y pasando a Silvio.

Jonathan Menéndez (6): Mete una bomba hermosa en el segundo empate, justo antes de salir. Y la verdad es que no había hecho demasiado antes de eso, aunque tampoco tuvo mayores errores.

Alan Velasco (7): Le falta, está claro. Tiene todavía más pérdidas de balón que buenas jugadas. Pero es vértigo puro en medio de tanta mediocridad, verticalidad entre tanto juego chato. Siempre obliga, siempre intenta, y por lo general termina siendo de lo mejor del Rojo. En el primer tiempo tiene dos buenas jugadas por izquierda, una con Roa y la otra eludiendo a tres y habilitando a Silvio. A los 34 se lo morfa tras buen pase de Ortega, a los 56 roba bien ante un central y llega a tocar atrás entrando al área chica. Y mete el tercer empate, ante una floja respuesta del arquero.

Silvio Romero (2): Horrible lo del capitán esta tarde. Durante la primera media hora no tocó el balón, para luego errar dos aproximaciones y una chance clara en el primer tiempo. A los 33 se lo pierde solo de zurda, tres después no le dio bien y sobre el final tampoco llega, chocando contra el arquero. En el complemento se la baja bien a Messiniti y se lo pierde sobre el final, insólitamente siendo él.

Domingo Blanco (5): Entró por el Saltita y le dio más dinámica al medio, ayudando mejor al Perrito. Tuvo algunas buenas jugadas y también una pésima, durmiendo y generando una de esas contras que eran medio gol.

Alan Soñora (6): También en el entretiempo, él por Roa. Con más movilidad que el colombiano, logrando ser manija en algún pasaje cuando todavía había partido. Luego se tiró más abajo para tapar la falta de Ortega y luego hizo lo que pudo. En el tercero se supone que debió ser él el que tenía que bajar para marcar a Luna, que estaba más solo que Kung Fu.  

Federico Martínez (6): Reemplazó a Ortega a los 63 para generar situaciones por izquierda y lo logró en algunas ocasiones. A los 70 exigió al arquero buscando el segundo palo, a los 83 casi mete el cuarto desde afuera y llegó bien al fondo dos veces.

Braian Martínez (4): A los 68 saltó a la cancha por Menéndez y no lo hizo en sintonía teniendo en cuenta lo que estaba pasando. El encuentro estaba a 220 y él tardó en llegar a eso.

Nicolás Messiniti: Entró en el final para buscar un gol heroico y se lo perdió insólitamente. Era la chance ideal, se la bajó Silvio y reventó el travesaño de zurda.

Lucas Pusineri: Inolvidable partido para bien y para mal, muy disfrutable para los hinchas del resto, no para nosotros. Le podemos tirar todas las culpas a Pitana, por los penales no cobrados y la exagerada expulsión de Franco (compensada luego con otra exagerada Roja a Candia). Pero si bien eso es posible, no exime de culpa a un Independiente que es esto, que solamente está para esto. Pelear, a ver si se le dan algunas cosas, como para tener chances de aspirar a ser algo más que un equipo de mitad de tabla. Le cuesta muchísimo ser local y mandar en los encuentros, por más que domine el balón no lo hace con los rivales, no los arrincona. Se siente mucho más cómodo jugando de visitante y aprovechando la velocidad de algunos jugadores. En cuanto al encuentro de hoy en si, ve bien los dos primeros cambios, sobre todo el del Saltita que había tenido un primer tiempo malísimo. Luego de la expulsión hace lo que puede para lograr la victoria, ahí el partido se partió en dos y fue un golpe por golpe. Estuvimos cerca de darlo vuelta, hay actuaciones positivas y de no ser por Pitana o las dos malas definiciones de los nueve sobre el final, se debió haber ganado. Ahí es donde debemos recordar que el encuentro fue ante Arsenal, de lo más flojo del grupo y que en dos de los tres goles hay responsabilidad del arquero visitante. Un desarrollo así ante un rival de categoría termina con Sosa con los gemelos cargados de tanto ir a buscarla adentro. Y ahí es donde debemos recordar que al entrenador le dejaron este plantel, y que mal que mal, hizo lo que pudo con dignidad y vergüenza deportiva, como los jugadores del Rojo esta tarde.

Uno x uno vs. AAAJ

Sebastián Sosa (5.5): En el primer tiempo solo contuvo una definición de López, quien intentó tirársela por arriba porque él decidió mal atacarlo, de hecho no fue el empate por impericia del delantero. En el complemento menos trabajo aún, ya que únicamente tuvo que atrapar un par de centros. Sacó mal varias veces con los pies.

Fabricio Bustos (6.5): Redondeó una buena labor, tras un intenso duelo con Hauche. A los 47 llegó al fondo bien habilitado por Roa y no logró asistir al colombiano que estaba solo en el medio.

Alan Franco (6): No tuvo mayores inconvenientes, pero no mostró seguridad en algunas jugadas, hasta que salió lesionado con molestias en el pie derecho.

Alexander Barboza (7): De lo mejor esta noche en La Paternal, siempre firme, con varios buenos cambios de frente y ganando tanto de arriba como por abajo. Hasta se dio el lujo de arrancar un par de veces y en una de ellas llegar adelante y rematar. No se que opina el resto de los hinchas, pero a mi me garpó lo que me debía, siendo hoy el seis titular merecidamente (más allá del escaso plantel) y es una de las pocas buenas de este olvidable 2020.

Thomás Ortega (6): Aceptable lo del pibe, aunque sigue sin mostrar algo que nos haga pensar en que debe ser titular.

Carlos Benavídez (6): Estaba cumpliendo una buena tarea, con varios quites en el medio, hasta que salió lesionado. Esperemos sea solo un esguince, porque se teme algo peor.

Lucas Romero (6.5): También fue positivo su regreso, con algunos quites y buena distribución, a pesar de dos pérdidas.

Andrés Roa (7): La otra figura de la noche, apareciendo en jugadas clave, siendo determinante en el resultado. Buen primer tiempo, logrando algo de claridad. Pared con Velasco a los 15 en una jugada que quizá pedía remate, hace una muy buena aguantando la marca y asistiendo a Bustos, y habilita de forma rara a Menéndez en el gol. Además roba la pelota presionando en el segundo. Tampoco es que fue MaraRoa, pero teniendo en cuenta lo que venía mostrando, fue muy positivo lo del colombiano esta noche, demostrando que quiere quedarse.

Jonathan Menéndez (6.5): Apareció poco pero bien. Lindo gol, con una bomba similar a la que metió en Santa Fe. A los 42 llegó bien al fondo para central a Silvio. Pasó más tiempo marcando y anulando jugadores rivales que lastimando al local.

Alan Velasco (6.5): Casi todas le salieron mal hoy, pero da la impresión que siempre está a punto de generar peligro, siendo de lo poco vertical que tiene este equipo. La baja muy bien a los 15 y se mete al área haciendo una pared con Roa, pero el arquero lo atoró bien y lo tenía encima cuando definió de zurda. Hace el segundo con mucho mérito por como la baja y acomoda de zurda, más que por la definición en si.

Silvio Romero (5): En el primer tiempo tiene dos aproximaciones de cabeza, a los 8 iniciando una jugada que luego manda muy arriba atacando la pelota y sobre el final intentó bajársela a un compañero. En el complemento participa de la jugada del segundo, tocando atrás para el Saltita.

Lucas González (5.5): Reemplazó a Benavídez a los 37. Habilita a Velasco en el segundo y tuvo varias buenas, acomodando el cuerpo y llevándose la pelota. Siempre celebramos que juegue como un experimentado, pero a veces da la sensación de que debería jugar en algunas jugadas como un pibe de 20 años.

Sergio Barreto (5.5): Entró por Alan a los 60 y en la única que tuvo inconvenientes fue en la insólita esa que Coronel tira al palo luego de quedar solo con él tras un pique del árbitro.  

Alan Soñora: Jugó los últimos minutos por Velasco y no tuvo mayor participación.

Nicolás Messiniti: También saltó a la cancha a los 80 por Silvio y tuvo una a los 83, ganando sobre la izquierda en velocidad y rematando de zurda.

Federico Martínez: Fue parte del triple cambio, él por Menéndez. Arrancó dos jugadas por derecha y robó alguna pelota.

Lucas Pusineri: El equipo mostró las mismas virtudes y falencias que venimos viendo desde el comienzo de la temporada. Por un lado, se llevó los tres puntos merecidamente de visitante casi sin sufrir, con un Sosa que ni trabajó. No es poco, teniendo en cuenta lo que ocurrió y el contexto. Pero también es cierto que sigue sin verse una idea clara de juego, con asociaciones que ilusionen, siendo los ataques apariciones individuales y no consecuencias de lo que hace el equipo. Además nos volvimos a meter muy atrás, algo que hoy no pagamos caro, quizá por no tener enfrente un rival con la jerarquía de Boca por ejemplo. Igual vuelvo a lo de siempre, más allá de la placa de hoy; discutir la continuidad de Lucas es irrelevante, ya que los culpables de la gran mayoría de lo que ocurrió y pasa, son los dirigentes.

Uno x uno vs. Boca

Sebastián Sosa (4): En el primer tiempo solo salió a cortar dos centros, algo que hizo muy bien, sobre todo el segundo que era complicado y atenazó sin problemas. En el complemento le contuvo dos a Zárate, pero se come el empate amagando a salir, en un gravísimo error que costó muy caro.

Fabricio Bustos (5): Excelente centro para que Silvio abra el marcador. No hubo mucho más que eso para el Tractor en el partido de hoy.

Alan Franco (6): Se repuso claramente del pésimo encuentro ante Lanús, mostrando un muy buen nivel esta noche.

Alexander Barboza (6.5): También cambió la imagen dejada el jueves y fue de lo mejor del equipo, ya que además de estar firme y seguro, agregó algún buen pelotazo y pase como el que le da a Benavídez a los 68.

Lucas Rodríguez (4.5): Correcto como siempre, sin mayores errores ni virtudes para destacar. Pidió el cambio cerca del final.

Carlos Benavídez (4.5): Flojo lo del uruguayo, que tuvo buenos pasajes, pero no logró dominar y en varias ocasiones prefirió volver incorrectamente hacia atrás teniendo pase y espacio. En el primer tiempo sacaron un lateral al medio y un rival se encontró libre con 20 metros para correr, algo imperdonable en su posición. Tiene dos chances en el área; en una erró la volea y en la otra no conectó bien el taco.

Lucas González (4): También fue malo lo suyo, aún con apariciones positivas, porque no pudo imponer condiciones ni generar chances. Estaba amonestado por una entrada fuerte y le podrían haber cobrado penal, antes del que erra Roa. Debió sacarlo mucho antes el técnico.

Andrés Roa (5.5): Tuvo un buen partido, siendo artífice de los pocos buenos momentos. Pero también fue culpable de no haber podido liquidar o agrandar la diferencia. Arranca muy bien la jugada del gol. Tiene dos pases espectaculares, uno de taco a Velasco para una pared y otro tirando un pelotazo para Menéndez. Erra el penal, con un gran mérito de Rossi. A los 45 hace una buena jugada pero remata muy lejos. Se come el segundo nuevamente en un mano a mano a los 48. Hasta que salió tuvo que preocuparse únicamente por marcar.

Jonathan Menéndez (4.5): No fue bueno lo suyo, aunque en la gran mayoría de las acciones hizo lo que pudo, complicado por la falta de compañeros. Cuando tuvo la chance, ejecutó correctamente lo que pedían las jugadas. Le cometen el penal con un topetazo de atrás. Participa en la que erra Roa a los 48 y a los 77 hizo la típica suya, enganchando y rematando de zurda, pero donde estaba Rossi.

Alan Velasco (6.5): Sin descollar, fue del medio hacia arriba el único que estuvo a la altura de un clásico ante Boca. Fue el que despertó al equipo luego del predominio Xeneixe del comienzo, con algunas buenas jugadas por izquierda. A los 16 tiene el primer remate al arco en una de ellas, pero la manda muy arriba. A los 28 tras una pared con Roa casi hace el segundo pero llegó justo el defensor. Le mete un gran pase al colombiano dejándolo solo, llega al fondo correctamente a los 59, y a los 75 hace otra buena iniciando un ataque con mucha rapidez y decisión, algo que el equipo no tuvo.

Silvio Romero (4.5): Abre el marcador con un gran cabezazo, eso es todo. Mucho para este contexto, poco para lo que debería ser. Lamentablemente volvió a tener problemas físicos y tuvo que salir.

Alan Soñora (4.5): Jugó el segundo tiempo por Silvio y no pudo tener la pelota ni generar juego, más ocupado por desarmar jugadas rivales que armar propias. Le quedó a los 79 en la medialuna pero para la derecha, y la mandó lejos. Buen tiro libre a los 84 exigiendo a Rossi.

Nicolás Messiniti: Entró a los 70 por Roa, para que el equipo vuelva a tener otro centrodelantero y cumplió, ganando algunas de arriba y tratando de aguantar el balón. Tiene mucho ímpetu, así como también muchas falencias.  

Gonzalo Asís: Reemplazó a Rodríguez a los 85 para pararse como tres, sin tener mucha participación. En la última jugada del partido le quedó, pero no logró definir.

Domingo Blanco: Saltó a la cancha en el final por González, en un cambio que debió hacerse mucho antes.

Lucas Pusineri: La peor manera para él de cerrar la peor semana del semestre, quedando ahora afuera también del torneo local. Lo digo porque el jueves se perdió por errores individuales, hoy el Rojo dio vergüenza por decisiones tácticas, jugando como un equipo menor ante los suplentes de Boca, que entrenó con nosotros, dando vuelta el partido poniendo algunos titulares en los últimos diez minutos. Muchos errores o cosas difíciles de entender, como la no salida de González o la no inclusión de Martínez, que fue figura el jueves. Pero vuelvo a lo mismo, discutir al entrenador es irrelevante en este momento de Independiente. No es que están Klopp y Bielsa asomando para dirigir al Rojo, para hacer funcionar un equipo de figuras o esperar la llegada de refuerzos de categoría. ¿Con qué autoridad moral los dirigentes van a evaluar a un técnico al que casi no le trajeron nada y le desmantelaron el plantel, dejándolo a la deriva con mayoría de juveniles? Tenemos un Presidente del que no sabemos nada hace muchísimo tiempo, y que estoy seguro no conoce el nombre de gran parte del primer plantel que tiene la institución que conduce sin estar. Más una comisión directiva que son solamente dos personas, que en los últimos dos años y medio vienen, por errores propios y ajenos, de papelón en papelón. Ahí es donde Independiente tiene que cambiar, más allá del entrenador de turno.

Uno x uno vs. Lanús

Sebastián Sosa (5): En el primer tiempo solo tocó una pelota, para contener un remate lejano a los 38, el resto las fue a buscar adentro por mérito rival. Apenas iniciado va mal a buscar lejos, en la de la amarilla a Franco. En el complemento controla con la mano solo ante Sand.

Fabricio Bustos (5.5): Si bien es cierto que sus avances carecieron de definición y la mayoría de sus centros no llevaron peligro, algo que suele suceder, se premia la insistencia. Con vergüenza deportiva y actitud fue siempre para adelante, logrando progresar varias veces, como a los 51 que terminó probando de zurda, a los 65 llegando a la línea y pateando desde ahí y a los 86 sin poder darle bien.

Alan Franco (2): Vergonzoso primer tiempo, con errores de todo tipo que ni vale la pena repasar. Mejoró en el complemento, pero ya era tarde. A los 58 pide offside en una jugada en la que él habilita por no dar el pase adelante, dejando solo a Sand.

Alexander Barboza (3): También fue pésimo lo suyo en la primera etapa y mejora en la segunda. Pierde sobre la izquierda en el segundo gol y comparte muchos errores.

Lucas Rodríguez (4): Más allá de no tener errores groseros como muchos compañeros, no brindó seguridad. A los 27 probó bien desde el borde del área y pasó cerca.

Carlos Benavídez (5.5): Lo suyo fue correcto hasta que pareció cansarse anímicamente luego de dar dos pases mal, tirándola afuera. A los 46 probó de lejos y encontró bien parado al arquero. En la serie termina dejando una buena impresión pensando en su futuro en el club.

Pablo Hernández (1): Este tipo de series suelen abrirse por detalles. En esta ocasión fue porque a él se le ocurrió tirar un cañito en el área, como si estuviera jugando en ojotas en un country. Imperdonable por donde se lo mire.

Lucas González (5): Mal partido del Saltita, que no pudo generar juego a pesar de algún pasaje positivo. No lo ayudó tampoco tener que tirarse a la izquierda en el complemento.

Federico Martínez (6.5): Está claro que no brilló ni mucho menos, pero fue bueno lo suyo buscando con criterio progresar por derecha, lográndolo varias veces. También fue positiva su serie pensando en el armado del equipo. A los 79 desborda y casi convierte en la que cruzó toda la línea.

Alan Velasco (3): Venía siendo importante y hoy se pinchó, una lástima. No le salió una. A los 34 le quedó en la esquina derecha del área y le dio bien pero débil, por lo que Morales la contuvo sin problemas. A los 69 quedó mano a mano y la picó mal, dejándosela al arquero.

Silvio Romero (4): La vuelta del capitán no fue la esperada y por imprecisiones propias y del equipo tuvo un mal partido. Al minuto le dio sin convicción en el borde del área. A los 41 pudo frenarla bien posicionado, pero no logró definir, algo que hizo mal a los 54 en la que igualmente era offside de Messiniti.

Nicolás Messiniti (5): Jugó el segundo tiempo por Hernández. Más allá de las primeras jugadas, en las que se metió solo en offside torpemente, fue positivo su ingreso. Mucho ímpetu para ir a todas y generó chances con un buen pase a Velasco y una linda jugada por izquierda que terminó tirando a la red del costado.

Alan Soñora (4.5): Entró por Rodríguez a los 59 para hacer la banda y enviar centros, algo que hizo aunque sin generar peligro.

Jonathan Menéndez: Reemplazó al Saltita a los 72 y no logró participar demasiado del juego tirado en la izquierda.

Andrés Roa: Saltó a la cancha a los 82 por Velasco y lo hizo bien, con muchas ganas. Eso le posibilitó hacer un lindo gol, con una gran definición acomodando la pelota de zurda, y buscando otro con un lindo remate que pasó cerca luego de un desvío.

Lucas Pusineri: Lamentablemente se acabó la ilusión de la peor manera, sin estar a la altura del partido, algo que no había ocurrido en la ida. La jerarquía de los jugadores de Lanús fue letal ante los groseros errores Rojos. Podemos discutir muchas cosas, como si el técnico tarda para hacer cambios, si Franco estaba para jugar o que quiso hacer Hernández. Pero todo eso es irrelevante pensando en el futuro del club. Lo de Pusineri es positivo teniendo en cuenta el momento. Puso a competir un plantel con muchos juveniles, se bancó mil bajas y poquísimos refuerzos, revalorizó a varios jugadores y llegó a estos cuartos y segunda ronda del torneo local. ¿Es nuestro Gallardo? ¿Será un gran técnico para Independiente? Cuando le traigan refuerzos se lo podrá exigir y llegaremos a esas conclusiones. En este contexto sirvió. Como sirvieron estos dirigentes en el peor momento del club. Hace años que eso ya no es así, siendo los más grandes culpables de todo esto. Eso es lo que hay que discutir, y cuanto antes lo hagamos mejor para Independiente, que es lo que está por encima de todo y todos.

Uno x uno vs. Huracán

Sebastián Sosa (6): Correcto partido del uruguayo, exigido por primera vez a los 14 y a los 34, cuando manotea justo una que se metía. En el complemento a los 46 evita el empate ante Cordero y luego tiene dos tapadas con dudas; un centro de Briasco y una ante Cordero, que llega antes a tocarla y casi lo duerme.

Gonzalo Asís (6.5): Otro buen partido del lateral, el mejor del equipo. No pasó tantos sobresaltos como el resto de los defensores y subió muchas veces con criterio, llegando con peligro en dos ocasiones por tiempo. En la última, le podrían haber cobrado penal sobre el final del encuentro. Salva bien ante Chávez promediando el complemento.

Patricio Ostachuk (4): Muchísimos problemas para el central, que sacó algunas, pero no pudo contener en el mano a mano a Chávez. No brindó seguridad en ningún momento.

Ayrton Costa (4): También tuvo muchos inconvenientes para brindar seguridad, pero al menos mostró algunas buenas intervenciones. Toca el centro y termina metiendo el descuento sobre el final del primer tiempo. Pierde la marca en el empate y llega justo de atrás a los 84 para evitar una definición.

Thomás Ortega: Deja al equipo con uno menos por dejar la pierna minutos después de recibir amarilla. Lo podrían haber perdonado, pero no deja de ser un error grosero. Su expulsión condicionó muchísimo al equipo.

Juan Pacchini (5): En lo individual fue bueno lo suyo, ya que pudo ganar duelos ante rivales y logró rechazar en varias oportunidades. Pero posicionalmente fue muy malo, ya que es uno de los principales culpables por los que el mediocampo Rojo no existió en el partido.

Domingo Blanco (6): Tiene responsabilidad en la desaparición del medio, pero logró tener la pelota y progresar en muchas oportunidades estando rodeado de rivales. Presiona, se lleva brillantemente la pelota contra el fondo y habilita a Messiniti para el segundo. Fue de lo poco rescatable esta noche.

Alan Soñora (4): Casi no jugó en su posición, ya que se paró de lateral izquierdo tras la expulsión de Ortega. A los 38 salva con lo justo tras un centro. No fue mala su actuación, pero le costó mucho ese cambio y por eso el puntaje.

Andrés Roa (6): Muy similar a lo de Blanco, ya que en inferioridad numérica pudo llevar la pelota y tratar de generar aproximaciones. Abre el marcador con suerte, ya que su centro rebota en un defensor y se le mete al arquero. A los 27 combina bien con Menéndez. Faltando nueve probó desde afuera pero se fue lejos.

Jonathan Menéndez (5.5): Otro de los que zafa, porque tuvo acciones individuales positivas. A los 27 tiene una buena jugada con Roa y se nubla al definir. Sobre el final de la primera etapa sobre la derecha le pega lejos de zurda y un minuto más tarde conduce una contra y si bien tenía pase y no lo aprovecha, después la hace bien y exige al arquero. A segundos del final remata en la que luego del rebote le cometen penal a Asís.

Nicolás Messinitti (4): Tiene dos intervenciones trascendentales, pero igualmente fue malo su partido. Mete el segundo tocando al arco simplemente, y por mérito del arquero estuvo cerca de errarlo. A los 36 salva casi en la línea lo que era el descuento. Insostenible la falta de presión en la salida rival, solo trotó casi de compromiso viendo como avanzaban los locales.

Sergio Barreto (5): Reemplazó a Soñora a los 56 para rearmar la defensa y si bien no tuvo grandes errores en lo individual, no logró su cometido.

Braian Martínez: Entró por Blanco a los 86 y tuvo una entrando por la izquierda, prefiriendo rematar mal en lugar de encarar al defensor.

Marcos Landaburu: Jugó los últimos minutos por Costa y casi no entró en contacto con el balón.

Lucas Pusineri: Si bien hay responsabilidad del árbitro en esta derrota, la realidad es que Independiente jugó mal y Huracán terminó dando vuelta el resultado con justicia. Nos pusimos en ventaja con una aproximación y aprovechando un error en la salida rival, pero no lo supimos mantener. En parte por lo dicho, ya que Lamolina podría haber perdonado a Ortega, y también porque el equipo se tiró muy atrás y lo peor, partido y sin marcar al rival. Insólitamente los jugadores de Huracán llegaban a tres cuartos sin tener a alguien de Independiente encima. Está claro que el encuentro más importante es el del jueves, pero es una lástima no haber aprovechado esta oportunidad y pasar de ser puntero del grupo a último. Arranca una semana clave, donde nos jugamos la chance de pasar a semifinales y un clásico con Boca para mantener las chances en este torneo.

Uno x uno vs. Lanús

Sebastián Sosa (6): Volvió a la titularidad el uruguayo y casi no lo exigieron. A los 23 tapa una de Sand (estaba en offside), aunque dando un rebote innecesario.

Fabricio Bustos (6.5): Correcto lo del Tractor, luchando siempre y tratando de lastimar, algo que logró poco y nada. Pero en la marca ganó más de lo que perdió.

Sergio Barreto (7.5): Muy bueno lo del central, anulando a Sand, con lo que significa para nosotros. Firme y concentradísimo, a la altura del encuentro y aportando soluciones a los interrogantes que generó la lesión sorpresiva de Franco. Es uno de los varios de mejor nivel, pero termina siendo figura por lo antes mencionado.

Alexander Barboza (7): También fue bueno lo del zurdo, sacando todo y buscando ser salida clara. A los 60 salva con lo justo una chance que comienza con él sin tirar el offside. Tiene un tiro libre que era muy difícil y no pasó tan lejos, haciéndome recordar a uno de Manrique en ese mismo arco hace ya como 15 años. Por suerte ya es costumbre este nivel, algo muy positivo.

Lucas Rodríguez (7): Siempre es correcto, hoy fue algo más, siendo de lo mejorcito. Se está soltando y le agrega algo de juego a su firmeza. A los 9 se mandó bien buscando paredes y a los 42 logró llegar al fondo y definir por arriba del arquero, aunque terminó siendo un centro peligroso rechazado por la defensa. Hasta tiró un caño, a esta altura es una grata sorpresa el lateral.

Lucas Romero: Estuvo 18 minutos en cancha, haciendo un correcto papel, hasta que salió lesionado. Ojalá sea solo una contractura.

Pablo Hernández (6): El Tucu le impuso su ritmo al partido y a las intenciones Rojas. Logró dominar en el medio en varios pasajes, tocando sin complicarse. Muchas veces se nota que le falta una marcha, pero aún así fue positivo lo suyo, hasta que terminó muy cansado.

Lucas González (7): Sigue en buen nivel, manejando con criterio la pelota y poniendo bien el cuerpo. Ya se ganó un lugar en el equipo y lo justifica, aunque hoy le faltó precisión en los metros finales, salvo en la que le pone bien a Messiniti a los 57.

Federico Martínez (7): Buen partido del uruguayo, inteligente para elegir las opciones. A los 25 encaró por derecha y remató fuerte en la que se pierde Messiniti y dos más tarde tras pared con Bustos un defensor le saca una similar. No consiguió progresar muchas más veces, pero fue importante su aporte.

Alan Velasco (7): Ya demuestra ser de lo mejor del equipo en cada partido, aún cuando no puede desequilibrar en muchas ocasiones como hoy. Buen cambio para Martínez a los 25 y la empala lindo para Rodríguez a los 42. Solidario para colaborar en la marca, incluso cuando parecía estar para salir, metió una buena por izquierda con un lindo centro. Sigue por el camino que le deseamos todos.

Nicolás Messiniti (4): Al contrario de lo de Barreto, le tocó ser parte por la falta de un referente y en lugar de brindar soluciones, confirmó los temores. Se lo pierde insólitamente a los 25 luego de la tapada del arquero ante Martínez. Y en la otra que tuvo no logró picarla atorado por el arquero.

Carlos Benavídez (6.5): Entró a los 18 por el Perrito. Hoy si dio un paso adelante el uruguayo en su periplo por el Rojo, pensando en la consideración de Pusi. Fue importante en la marca quitando varias y a pesar de algunos errores, distribuyó bien, sin hacer que se extrañe el esfuerzo de Romero. Cabecea en un córner, pero no exigió al arquero. Otra buena noticia en la noche de hoy, pensando en lo que se invirtió en él y el futuro del plantel. 

Jonathan Menéndez: Reemplazó a Martínez a los 74 y lo hizo activo, aportando movilidad en el ataque.

Marcos Landaburu: También a los 74, suplantó a Messiniti. Participa en la chance final, la que aún nos lamentamos todos.

Alan Soñora: Otro del triple cambio, saliendo el Tucu por él. Me agarré tanto la cabeza en su mano a mano que me quedaron los dedos marcados. Tuvo el triunfo en su zurda, una lástima.

Domingo Blanco: Jugó los minutos finales por el Saltita, aportando dinámica en el medio.

Lucas Pusineri: Que nos estemos lamentando este cero a cero de visitante ante Lanús en cuartos de final de Sudamericana es una prueba irrefutable de que el equipo estuvo a la altura de este gran exámen, en busca de saber para qué estamos. El equipo, con compromiso y actitud se plantó y superó a un Lanús que casi no inquietó. La mala noticia es que no se aprovecharon las varias chances que tuvimos, sobre todo la de Soñora porque era en el final y decretaba un triunfo que se merecía. Hay que ganar en Avellaneda, hoy quedó claro que se puede. Vamos Rojo.

Últimas noticias

1
3
4
6

Send this to a friend