Uno x uno vs. Argentinos

Martín Campaña (4): Lamentablemente este semestre son más las malas que las buenas para el capitán del Rojo. En el primer tiempo controló dos tiros, uno de Silva fácil y otro a los 42 de lejos pero muy fuerte que lo exigió. En el complemento saca una pelota bárbara con los pies en un córner, pero se come el gol al mejor estilo Ruso Rodríguez, dejando libre el primer palo. Venía siendo de lo mejor y terminó siendo uno de los responsables de la derrota de esta tarde.

Fabricio Bustos (5): Fue uno de los amonestados a los pocos minutos de partido, pero condicionado y todo cumplió una labor aceptable. No tuvo mayores problemas en defensa y si bien no generó peligro, se mostró siempre dispuesto a pasar al ataque.

Alan Franco (6): Buen partido de Alan, sin mayores inconvenientes para controlar a los delanteros rivales.

Nicolás Figal (7): La figura del equipo hoy, algo que la gente le reconoció con aplausos en medio de la reprobación generalizada. A los 58 casi llega de palomita a conectar un centro de Blanco. Controló bien a Silva, de hecho le ganó siempre y mostró orgullo mandándose bien con pelota dominada a romper líneas hacia adelante. Con eso solo le alcanzó para destacarse. Recibió tarjeta por agarrar bien y aparatosamente a un contrario que encabezaba una contra muy peligrosa.

Gastón Silva (5): Tuvo un aceptable partido, con varias pelotas perdidas y tratando de progresar con criterio, algo que logró pocas veces. Buen pase a Cecilio por arriba en la chance que desperdició y un tiro libre cerrado a los 36 que llevó peligro.

Lucas Romero (5): No tuvo errores ni se destacó en los 35 minutos que duró en cancha. Un peligro su lesión teniendo en cuenta el partido en Rosario.

Pablo Pérez (4): Flojo partido de PP8, contenido quizá porque lo amonestaron apenas iniciado el partido, o porque a los 35 pasó a jugar como cinco. Lo cierto es que no generó nada y puso más pausa que play.

Andrés Roa (4): Hasta la insólita decisión de Lamolina que lo echó de la cancha, venía mostrando cosas interesantes como suele suceder, aunque también se lo vio flojito perdiendo algunas pelotas en el medio. Más allá de lo que ocurrió hoy, que es un error gigante del árbitro, trata de crear volumen de juego, toca mucho de primera, no se entiende por qué no tuvo chances en este Independiente.

Domingo Blanco (4): No fue bueno lo de Mingo, ni como extremo, ni cuando pasó al medio. Intentó progresar por su sector, pero chocó y perdió casi siempre. Pateó bien los córners y un tiro libre que el arquero sacó por arriba sin mayores problemas. Tuvo una chance yendo de izquierda al medio y probando de zurda abajo a los 38.

Sebastián Palacios (2): Un desastre, no se entiende como sigue siendo titular. Arrancó como extremo izquierdo. En una de las pocas chances en las que el equipo logró cambiar de lado rápido y generar espacios quedó bien posicionado mano a mano con un defensor y el arquero pero se quedó y fue para atrás. Se gana la tarjeta luego de pifiarle espantósamente a la pelota y generar una contra peligrosa.

Silvio Romero (3): Nada de nada para Silvio hoy. El equipo fue un asco y eso lo limita mucho, pero él tampoco se generó nada ni supo donde ni como jugar.

Cecilio Domínguez (4): Está en un mal nivel, es aparatoso y pierde muchas pelotas, pero así y todo debe jugar por encima de Palacios. Por el simple hecho de ser revulsivo, es más que el exTalleres. Entró por Romero a los 35. A los 66 tras un buen pase de Silva, lo hizo pasar de largo al marcador y encaró hacia el medio, pero en vez de dársela a Silvio que estaba solo le pegó débil al arco. En el final estuvo cerca de convertir buscando el segundo palo, pero su disparo rebotó y se fue al córner.

Juan Sánchez Miño (4): Jugó el segundo tiempo en lugar de Palacios. Muy poco para el zurdo, que no logró llevar peligro al arco del Bicho.

Martín Benítez: Reemplazó a Blanco y en los poco más de diez minutos que jugó mostró todo su repertorio. Buenos movimientos al recibir el balón y después tirando pases a lo Bochini, aunque todos a un rival.

Sebastián Beccacece: Lejos de mostrar algún síntoma de mejora, su equipo involuciona. Hasta hoy, al menos en el Libertadores tenía ratitos positivos, esta tarde ni eso. Su paso por Independiente está acabado y no se entiende por qué sigue en el cargo, siendo un grave error de los dirigentes. ¿Cuál es la excusa para mantenerlo, si no hay ningún mérito en él para haber llegado a los cuartos de la Copa Argentina? ¿Por qué esperar a quedar afuera de ese certamen si el equipo no juega a nada tampoco ahí y le ganó de casualidad a los suplentes de Patronato y a Defensa y Justicia? No hay más para decir, es muy triste ver a Independiente así. Ni ganando el viernes hay razones para sostener en el cargo a este entrenador. Si perdemos frente a Lanús, él se ira tranquilo a su casa y nosotros quedaremos afuera de todo un año más, mientras que si gana va a seguir jugando así y es solo estirar la agonía hasta que se canse. Basta, háganse cargo dirigentes del pésimo mercado de pases que tuvieron y de este proceso que mientras antes termine mejor para el club.

Uno x uno vs. Vélez

Martín Campaña (5): Otro partido casi sin participación del capitán. En la primera etapa rechazó un centro con los puños, aunque dejándola peligrosamente para Bouzat. En el complemento tampoco tuvo atajadas, ni responsabilidad en el gol.

Fabricio Bustos (4): Tuvo problemas con Janson y también con Almada. Encima no pudo romper líneas ni concretar llegadas, salvo ese desborde a los 58.

Alan Franco (5.5): Fue correcto lo del central, ya que en un contexto negativo se mostró firme y sin errores con pelota.

Alexander Barboza (5): Teniendo en cuenta el nivel que venía mostrando se puede decir que mejoró. Sacó justo y bien en la primera del local. Dos pelotazos suyos terminaron en chances del Rojo. Igualmente la más clara de ellas, la de PP8, viene luego de una jugada donde sale mal de abajo y no fue gol porque el Romero de Vélez controló mal.

Gastón Silva (5): No fue malo lo suyo, pero no se lo vio en el nivel que está teniendo en el semestre. No pasó sobresaltos en la marca, pero no logró progresar por izquierda.

Juan Sánchez Miño (3): Pésimo partido de Juan, jugando como suele pasar en varias posiciones durante el mismo partido. Lento, impreciso y sin generar fútbol. Nuevamente se paró como una especie de nueve para presionar la salida rival, sin que se vea algo positivo de esa decisión técnica.

Lucas Romero (5.5): El único que mantuvo una dinámica positiva en el medio. Ganó y perdió, pero nunca mermó su intensidad ni se dio por vencido.

Pablo Pérez (3): Un desastre su encuentro, desganado y enojado no se sabe bien si con el equipo o con él mismo. A otra velocidad para peor, como en la jugada de la apertura del marcador, que presiona junto a Romero, quedan pagando ambos, y el único que vuelve es el Perrito. Perdió casi siempre con Domínguez y para colmo se comió el empate mano a mano con Hoyos, definiendo muy mal de zurda. A los 82 tuvo una oportunidad de cabeza en un córner.

Domingo Blanco (4.5): El menos peor de los titulares del medio para arriba. Logró desbordar varias veces por tiempo, incluso estando en inferioridad numérica. No hizo mucho, pero con eso le alcanza teniendo en cuenta lo del resto.

Cecilio Domínguez (4): Flojo lo del paragua, aunque el técnico tiene mucho que ver. Lo paró tan atrás que se vio obligado siempre a realizar la jugada de su vida cada vez que tomó contacto con el balón.

Sebastián Palacios (2): El peor del partido, sin aportar absolutamente nada, en una posición que no es la suya. Intentó sin éxito una chilena en una pelota parada. Tuvo el único tiro al arco del primer tiempo, pasando no lejos del palo a la derecha de Hoyos. A los 58 no llegó a definir un centro de Bustos. Hace mucho ya que no genera fútbol ni chances y preocupa.

Andrés Roa (5): Entró a los 55 por Cecilio, en uno de esos inexplicables cambios que hace este entrenador. Hizo lo necesario como para que siga siendo inentendible que no tenga más oportunidades. Se generó una chance solo a los 81 corriendo 40 metros para llegar a Hoyos y gambeteó en varias oportunidades.

Cristian Chávez: Reemplazó a Barboza a los 70, haciendo que Independiente juegue al menos un rato con un nueve. Participó muy poco del juego, teniendo que pararse muy atrás ante el dominio local. Tocó bien para Roa en la chance del colombiano y tuvo la suya sobre el final, aunque le dio muy débil.

Francisco Pizzini: Cuando pensábamos que nada peor podía pasar en este encuentro, sobre el final el técnico nos sorprendió. Poné los fideos…

Sebastián Beccacece: La tregua que pedimos luego del buen partido ante Talleres, se hizo humo en Liniers, como la supuesta vocación ofensiva del entrenador. Al igual que después de Colón, los buenos partidos resultaron espejismos en medio de un desierto de fútbol. Volvió a jugar sin nueve, con Miño adelante de Cecilio, sin ningún tipo de profundidad ni decisión a la hora de pensar en lastimar al rival. Solo jugó a neutralizar a Vélez y lo logró un ratito, para que luego se termine floreando el equipo de Heinze. Es realmente muy difícil tener algún tipo de esperanza en este ciclo.

Uno x uno vs. Talleres

Martín Campaña (3): Sin participación en el primer tiempo, salvo alguna que otra jugada con los pies. Flojísimo complemento, en el que despejó con los puños un tiro a los 74 y tuvo malas reacciones en ambos goles.

Fabricio Bustos (6.5): Un gran primer tiempo en modo tractor, yendo como una tromba para adelante y bien. Más contenido en el complemento, teniendo un error que casi fue el descuento.

Alan Franco (6): Correcto partido de Alan, sin destacarse como muchos de sus compañeros, pero sin fallas.

Nicolás Figal (7.5): Muy buen partido del central, importantísimo en las dos áreas y determinante en el resultado. Metió un par de cambios de frente para Blanco precisos. Salvó en la línea a los 58 lo que era un gol hecho. Y nos dejó afónicos poniendo en tiempo de descuento el resultado final y dándole justicia a la placa del encuentro.

Gastón Silva (7): Otro muy buen partido del uruguayo, el jugador más regular del ciclo Beccacece. Siempre criterioso, con quites importantes como el que tiene ante Bustos en el segundo tiempo. Gran jugada llegando al fondo y sirviéndole el tercero a Blanco a los 70. Hoy es titular indiscutible.

Juan Sánchez Miño (6.5): Tuvo varios aciertos y también errores, ambos por igual e importantes. A los 8 tras una buena jugada y pared le dio pero le salió muy débil. Tiene dos pérdidas que derivaron en ataques rivales. Bien en el segundo, no solo por definir justo con el arco vacío, sino por meter presión ante el pelotazo. Volvió a jugar arriba en varios pasajes del complemento.

Lucas Romero (7): Una bestia el Perrito. Mete y gana, mete y juega, recupera y toca. El primer gol es un ejemplo, ya que antes de la presión corta una contra y después abre a la izquierda. Independiente tiene un gran cinco. Esperemos solo haya terminado muy cansado, ya que se lo vio renguear.

Pablo Pérez (7.5): Volvió con todo PP8. Tuvo al igual que Miño dos pérdidas graves, una en la contra más peligrosa de la T en los 45 iniciales y la otra en el complemento. Pero también mostró su sapiencia, siendo abanderado de la presión alta y haciendo jugar al equipo. Gana tras la presión y habilita a Cecilio para que abra el marcador. Grandes toques como los que le dio a Palacios a los 68 y 75. También un tiro flojito desde afuera, mucha lucidez y una despedida a pura ovación del Libertadores.

Domingo Blanco (5): Fue flojo lo suyo en lo individual, y no solo por el gol insólito que se come abajo del arco. Pero mostró un sacrificio gigante, corriendo muchísimo, incluso por algunos de sus compañeros cuando no daban más. A los 54 mete un buen tiro libre que saca el arquero. Sobre el final tenía el cuarto en la jugada de la expulsión.

Cecilio Domínguez (6): Buen partido del Paragua, con un dinámico y criterioso primer tiempo, en donde le cometen un penal, hace un gol y participa en el segundo. Flojo complemento, donde por momentos jugó de extremo y en otros casi como tres, de hecho en el empate termina abajo del arco, ya que marcaba a Godoy. A los 20 exigió a Herrera en un tiro libre. Buen movimiento en el primero, leído a la perfección por PP8 y toque hacia adelante donde estaba Miño en el segundo. Recupera y sirve bien a Palacios a los 51. Y a los 69 enganchó y le dio abajo.

Silvio Romero (5): A los 3 le quedó tras un rebote y fusiló al arquero, pero le salió muy arriba. Salió por lesión sobre el final de la etapa inicial, ojalá sea solo una molestia. Participó poco del juego, teniendo que ir a buscarla muy atrás.

Sebastián Palacios (5): Entró por Silvio sobre el final del primer tiempo. Tuvo varias opciones y no las definió bien, como suele pasar lamentablemente. A los 51 tras pase de Cecilio no le dio bien, a los 68 no le bajó y a los 75 luego de otro pase de PP8 le dio cruzado abajo pero le ganó Herrera. Sobre el final tuvo otra de cabeza débil y mete el centro del gol agónico.

Carlos Benavídez: Reemplazó a los 76 a Pérez y enseguida vinieron los dos cachetazos que desmoronaron lo bien que había jugado el equipo y caldearon el clima en el Libertadores. Participa poco del desarrollo.

Martín Benítez: Saltó a la cancha sobre el final por Romero y le mete un buen pase a Blanco en la jugada de la expulsión.

Sebastián Beccacece: Hoy sí se dio un paso hacia adelante, ganando aire. Porque se vio un muy buen primer tiempo del equipo, con mucha presión y una ambición ofensiva que no había mostrado, salvo en el segundo tiempo ante Colón. Independiente buscó ganar jugando y ahogando al rival y lo consiguió durante gran parte del partido. No hay injerencia en el empate desde el banco, ya que la salida de Silvio es por lesión y el equipo se metió atrás solamente en el final por una cuestión anímica, ya que está con mandíbula floja y no por culpa del DT. Los insultos que llegaron tras el empate son consecuencia de los pésimos rendimientos que venía mostrando el Rojo, pero eran injustos esta noche. Por suerte llegó ese gol agónico que le puso justicia al marcador y que pide de cara al partido frente a Vélez, una tregua. Es una linda oportunidad para ver si esta levantada es real o es un espejismo como la de Colón.

Uno x uno vs. Defensa

Martín Campaña (6): Tuvo un buen partido el capitán, de hecho es uno de los pocos con aceptable rendimiento. Aunque hay que aclarar que su mejor intervención, ante Fernández mano a mano, la hizo luego de un error grosero suyo en salida. La salvada ante Uvita, otra frente a Castro y tres tiros sin demasiado peligro para el uruguayo.

Fabricio Bustos (5): Sin mayores complicaciones en defensa, pero totalmente contenido y sin ir al ataque, algo inexistente hoy.

Alan Franco: Apenas arrancó el encuentro se golpeó fuerte la espalda en un choque ante el Torito. Aguantó un rato, pero a los 19 fue reemplazado por Velasco.

Nicolás Figal (4.5): Sin grandes errores ni aciertos. No queda claro si el gol es de él sobre la línea o de Silva. En el complemento falla en salida y le costó a Bustos una tarjeta.

Gastón Silva (6): Más allá de ser el autor del gol que nos dio el triunfo, al menos se lo dieron a él, fue de lo mejor defendiendo. A pesar de alguna falta innecesaria generando un tiro libre peligroso, rechazó cada intento del Halcón.

Lucas Romero (5): Muy poca participación del mediocampista, algo raro y muestra clara de lo que fue el partido de Independiente.

Carlos Benavídez (4): También fue escaso su aporte en el desarrollo del primer tiempo, el único que jugó.

Juan Sánchez Miño (4.5): Empezó en el medio y tras la lesión de Franco pasó como lateral. No sufrió demasiado abajo, pero fue muy flojo lo suyo con la pelota. Impreciso y sin avanzar por la izquierda.

Sebastián Palacios (3): Pésimo partido del extremo, que en realidad juega como mediocampista. Sin aprovechar las jugadas en las que quedó con chances de avanzar ni lograr generar situaciones.

Domingo Blanco (3): También fue flojo lo suyo, sin tenencia positiva ni vértigo, ni nada similar.

Silvio Romero (3): Es prácticamente imposible que el goleador se pueda destacar con el equipo jugando así. Encima lo volvió a sacar inexplicablemente.

Alan Velasco (5): Entró a los 20 por Franco y si bien sufrió tener que pararse como medio y no como ofensivo, mostró movimientos interesantes que le permitieron progresar un par de veces por la izquierda.

Martín Benítez (3): Según la ficha del partido reemplazó a Benavídez en el entretiempo. Imagino será cierto, pero no lo puedo confirmar.

Alan Soñora (4): Jugó los últimos 25 minutos por Romero, teniendo un mal debut.

Sebastián Beccacece: La alegría por clasificar a cuartos de final de la Copa Argentina por primera vez, se ve empañada por otro nefasto partido de su equipo. Independiente es un desastre, que hoy pasó de ronda sin patear al arco ni crear algo similar a una jugada de gol. Como si fuera poco, volvió a cambiar de esquema antes y durante el partido y a sacar al nueve, haciendo tiempo y metiéndose atrás con un jugador de más. Una vergüenza lo de este entrenador, no hay razón alguna para que siga en el cargo. Pocas veces se vio una anarquía técnica tan grande, porque una cosa es que salga mal lo que se intenta y otra muy distinta es que ni siquiera se intente algo.

Uno x uno vs. Atlético

Martín Campaña (7.5): El capitán hizo autocrítica acerca de su nivel en los últimos partidos y hoy respondió en la cancha, siendo la figura indiscutible del Rojo. En la primera etapa tuvo dos minutos de trabajo, cuando a los 5 ataja un cabezazo del clon de Dady Brieva y a los 7 rechazó un centro mal pidiendo falta. En el complemento salva dos veces en un minuto, tras varias torpezas. En la primera y más difícil luego de un triple error defensivo y la segunda abajo después de un desentendimiento entre Franco y Bustos. A los 66 saca con su mano izquierda un córner de Monzón que pedía olímpico y sobre el final voló para contener un cabezazo de Cabral.

Fabricio Bustos (6): Hoy el Tractor estuvo mejor en la marca que yendo al frente. A los 30 le quedó en el segundo palo y le pegó muy mal, en la primera llegada decente del Rojo. En el complemento controló muy bien su sector y salvo una falta tonta que hace faltando cinco, ganó siempre.

Alan Franco (5): Floja vuelta de Alan, con un comienzo a lo Barboza, errático y perdiendo de arriba con Toledo. Se gana la amarilla por protestar exageradamente un córner, y si ya eso es un error, lo duplica porque no tenía razón. A los 42 tapa justo en un ataque local. Mejoró en el complemento con el equipo metido atrás, aunque tuvo otra falla a los 53.

Nicolás Figal (6.5): Venía teniendo un aceptable partido y metió esa jugada bárbara que termina en gol para cerrar el balance positivo. Casi llega a empujarla a los 13 tras un tiro libre de Silva, en la jugada posterior a la falta que le hacen cuando se iba solo para el arco. Antes de la del gol, ya había salido rápido de manera correcta dos veces, dándole un poco de vértigo a un equipo parado.

Gastón Silva (6): Buen partido del uruguayo, exagerando con los pelotazos pero sacando todo y cumpliendo en la marca. Desborda peligrosamente a los 72 tras pared con Miño.

Juan Sánchez Miño (5): Durante gran parte del partido estuvo perdido sin tener demasiada participación en esa línea de cinco. Después del cambio insólito de Romero volvió a jugar más adelante, teniendo más contacto con el juego pero sin trascender demasiado. Tiene un error grosero que no termina en gol de casualidad.

Lucas Romero (7): Independiente incorporó a un gran cinco, un animal marcando y sacrificándose en todo el medio. Y además juega y muy bien con la pelota, aunque hoy no lo pudo demostrar mucho. En el podio esta noche.

Carlos Benavídez (6.5): Buena vuelta de Carlangas, con mucha dinámica y sacrificio. Le sacan tarjeta injustamente, pero lo perdonaron inmediatamente después y sobre el final del primer tiempo. Buena presión a los 30 en la primera jugada y error de entrega a los 42.

Domingo Blanco (6): Aunque no tuvo un gran partido, ya que el equipo no atacó, logró varias veces ganar por derecha y llegar al fondo mostrando su velocidad. En una de ellas le hacen un penalazo que el árbitro y el línea se comieron insólitamente.

Sebastián Palacios (5): Flojo partido del Tucu, que salva empujando con el arco vacío para hacer el gol del triunfo. Varias veces quedó bien posicionado y no lo aprovechó por controlar mal los pelotazos. A los 40 teniendo solo un compañero a la derecha decidió darle a las piernas de los defensores que lo atoraban.

Silvio Romero (5.5): El más perjudicado por el juego del equipo. Las pocas veces que participó lo hizo bien. Vivo para dar el pase hacia atrás con la cabeza a Figal en la que se iba solo. A los 37 hizo una buena jugada pero le dio mal buscando el segundo palo. Participa en el gol positivamente haciendo la pared con Figal. Increíble su salida.

Alexander Barboza: En un cambio vergonzoso, entró a los 68 por Silvio para aguantar el resultado. Cumplió su cometido.

Cecilio Domínguez: Reemplazó a Palacios faltando 5 y casi no participó del encuentro.

Sebastián Beccacece: El club siempre está por encima de todo y hoy Independiente ganó, logrando tres puntos que dan aire para trepar en la tabla. Dicho esto, lo del entrenador fue tan vergonzoso hoy como en la semana. Decidió dar a conocer lo que pasó con PP8 para luego hacer esa pantomima del abrazo mientras priva a Independiente de uno de sus mejores jugadores para octavos de final de la única copa que queda. Y a eso le suma un desarrollo pésimo, con un nuevo cambio de dibujo y nombres que no dio resultado en el juego. El Rojo jugó 5-2-3 y lo hizo mal. Pero lo peor es el nefasto primer cambio que hace. Ya es discutible el ingreso de Barboza para meterse atrás frente a un limitadísimo Atlético, pero el hecho de sacarlo a Romero lo hace impresentable. De tanto meter atrás al equipo y hacer tiempo, se le pasaron los minutos y no le alcanzaron para realizar la última modificación sobre el cierre. En Defensa era ofensivo y hoy también lo fue, pero para los ojos de los hinchas de Independiente.

Uno x uno vs. Lanús

Martín Campaña (5): En el primer tiempo descolgó un centro que buscaba Sand y jugó varias veces con los pies, solo eso. En el complemento le da flojo de zurda en la jugada que deriva en el tiro libre del descuento. Faltando 5 salva mano a mano ante Sand.

Fabricio Bustos (6): No fue como suele pasar uno de los mayores generadores de peligro, pero termina siendo de lo menos peor por el ímpetu de ir siempre para adelante con sus característicos slaloms. Buen desborde con pared a los 6. A los 39 recibió un buen pase de Silvio pero le dio mal de zurda. Varios avances en el complemento, sin generar mayor peligro.

Nicolás Figal (5): Fue aceptable el rendimiento en los iniciales 45 con algunos cruces hacia su derecha y tuvo varios problemas en el complemento. Gran pelotazo a Palacios a los 11. Debe decidir con mayor criterio cuando buscar anticipar y cuando quedarse para no crearle espacios al rival.

Alexander Barboza (2): Pocas veces visto lo de este refuerzo. Tuvo un aceptable primer tiempo, con un buen quite al borde del área remendando un adelantamiento erróneo de Figal. En el complemento fue tan malo lo suyo que la gente terminó silbando sus participaciones y coreando el nombre de Franco. Tiene una fragilidad emocional tan preocupante que daba la impresión de que estaba a punto de irse corriendo solo de la cancha. Tuvo un tiro libre de lejos que mandó donde estaba el arquero. Parece que Gallardo tenía toda la razón. Tiene que salir urgentemente del primer equipo.

Gastón Silva (6): Tuvo un buen primer tiempo, pero el técnico vio otra cosa y lo sacó de manera inexplicable. Avanzando por su sector, antes había tenido una en la que buscó centrar al arco teniendo a Palacios solo atrás, y en la segunda que tuvo mandó el centro bajo para que Silvio abra el marcador.

Juan Sánchez Miño (5): En otras de las decisiones inentendibles de Beccacece, jugó el primer tiempo como una especie de nueve, con un aceptable rendimiento. Estando ahí arriba casi le roba a Rossi la pelota en una salida. En el complemento jugó de tres y salvó en la línea una chance clara, otra de manera similar pero más adelante y trató de avanzar por izquierda, con más ganas que ideas.

Lucas Romero (5.5): Es todo lo contrario a Barboza, porque puede tener algunos errores o malas entregas, pero la sensación es que es un gran refuerzo para el equipo y debe ser titular siempre. Jugó un tiempo atrás, parado adelante de los centrales, y el complemento más adelante. Con altibajos, fue siempre importante en el desarrollo.

Pablo Pérez (5): Correcto primer tiempo, mostrando su sapiencia y paciencia para elaborar juego. Arrancó el complemento con un gran pase a Romero en el segundo y luego desapareció. Da la impresión que se ofende cuando el equipo juega mal y deja de sacrificarse.

Domingo Blanco (6): Así como PP8 desapareció en el peor momento del equipo, Mingo luego del empate se hizo cargo de la pelota y encaró siempre para adelante, muchas veces generando avances. En este contexto horrible, es algo destacable y merece que lo resalte. A los 65 enganchó y le dio alto. Tuvo otra buena recuperando y abriendo para Cecilio.

Sebastián Palacios (4): Vino para ser el extremo derecho del equipo, hoy jugó como mediocampista por izquierda, siendo su tarea más defensiva que la de Miño. A los 11 quedó solo tras un buen pelotazo, pero no le dio bien ante la presión del arquero. Perdió la espalda varias veces y si bien no es malo lo suyo como buena parte del equipo, no generó nada importante.

Silvio Romero (7): El nueve del equipo está en un buen momento y no lo podemos aprovechar porque no creamos situaciones. Buen toque para abrir el marcador y picando ante Rossi para mantener su muy buen promedio de gol en el club y lograr un dos a cero que prometía convertirse en una linda victoria. Abrió muy bien para Bustos a los 39.

Nicolás Domingo (3): Entró a jugar el segundo tiempo por Silva, algo que termina siendo un grosero error del técnico. Se paró en la posición que tenía Romero y jugó mal. Pierde sin oponer resistencia casi tras el mal rechazo de Campaña antes del descuento, tiene una falla que casi deriva en el tercero y cuando tuvo una contra la arrancó bien con mucha velocidad, pero luego abrió mal a la derecha.

Cecilio Domínguez (4): Reemplazó a Palacios a los 67. Instantes después casi llega al gol entrando por el segundo palo pero no alcanzó el balón. Algunos arranques, pero muy poco. En una que hizo bien lo bajaron al borde del área y tiró mal el tiro libre.

Andrés Roa: Otra vez el colombiano entra en un mal momento del equipo, complicando mucho su inicio en el club. En este contexto no se entiende por qué no tiene más minutos.

Sebastián Beccacece: Es muy difícil tratar de buscar algo de qué agarrarse para mantener esperanzas en el entrenador. Todavía no sabemos a qué juega, ni como, ni con quiénes su Independiente. El nivel del equipo es pésimo, los resultados también, y lo único que genera desde afuera es confusión, complicándose más de lo que ya está. Hoy sin hacer mucho, se puso en ventaja y modificó el equipo, con un cambio muy discutible. Sanchez Miño jugó un tiempo de delantero y otro de tres, mientras que Barboza pide a gritos salir y lo deja en cancha prendiéndolo fuego. Pone extremos que no juegan de extremos, no se ve una idea, no se ve que los jugadores le respondan. Íbamos ganando por dos goles y no perdimos de casualidad. Es muy triste la situación, en un proceso que a pesar de que lleva poco tiempo parece ser irreversible desde las sensaciones.

Uno x uno vs. Patronato

Martín Campaña (5): Como es habitual, el capitán participó poco y nada del partido. Tiene responsabilidad en el gol, porque a pesar de que el remate es fuerte y alto, va a un primer palo que no cubre bien. No queda claro si roza o no el tiro libre a los 81. Jugó bien con los pies, pero sin remediar el error en el tanto del local. 

Fabricio Bustos (6): En este contexto de terror, el Tractor tiene el aliciente de ser un jugador que deja la vida, que va para adelante, y eso es para destacar. Tiene un error grosero tras la apertura del marcador, que pudo derivar en el segundo. Se come un tacazo en la cara que lo dejó tirado en el piso unos instantes y le sumará otro moretón como el del sábado.

Nicolás Figal (5): Tuvo algunas intervenciones buenas, pero no se mostró seguro como lo venía haciendo. No responde bien en la jugada del primer gol, quedándose mal parado sin cubrir a su derecha. También tiene un grosero error regalando una pelota a los 60.

Alexander Barboza (2): Alarmante nivel para un jugador por el que el club pagó casi 4 millones de dólares. A los 11 lo amonestan por llegar tarde. Doble error en el primer gol, rechazando mal, regalando la pelota y luego marcando débil, dejando patear a Comas. Lo único positivo que mostró desde su llegada es el juego aéreo ofensivo. Pide a gritos salir del equipo, más teniendo en cuenta lo que venía haciendo Silva.

Juan Sánchez Miño (4.5): Flojo lo de Juan, lento y predecible como el equipo. Tuvo un aceptable tiro libre apenas iniciado el partido que pasó cerca. Una buena jugada en el primer tiempo comenzando una contra y un ataque en el que baja mal de cabeza un centro, ese fue todo su aporte.

Lucas Romero (5): Arrancó muy bien, ganando mucho y siendo claro, pero luego se perdió en la mediocridad generalizada.

Pablo Pérez (3): Muy mal partido de un jugador importante para el equipo. Con desgano, como enojado por la falta de juego de Independiente. Dando pases a la nada misma y mostrando una distracción rara en él.

Domingo Blanco (5): Hoy más atrasado que en los últimos encuentros, jugó condicionado por una injusta amarilla que le sacaron a los 10 minutos. Algunos buenos intentos aprovechando su velocidad, pero no mucho más.

Francisco Pizzini (4): Cuando nos enteramos que juega, todos los hinchas sabemos que algo está mal. Le queda el rebote en la clara de Palacios y la hace mal, como hace años. A los 43 tras una buena pared con Blanco no llegó a definir. Independiente despilfarra prestigio con este jugador en cancha.

Martín Benítez (5): No fue tan malo lo suyo, teniendo en cuenta que no tiene la culpa de que el técnico lo ponga de nueve. Mostró movilidad y un gran pase a los 19 para dejar solo a Palacios. Con eso solo le alcanza para ser de lo menos peor. 

Sebastián Palacios (4): Desde su llegada decimos que ilusiona con sus arranques pero no concreta, y hoy quedó más claro que nunca. Benítez lo deja mano a mano a los 19 y define pésimo al pecho del arquero en una jugada que pedía adelantarla y definir con el arco vacío. En el complemento tuvo dos; una a los 77 definiendo sin ángulo donde estaba Ibañez y la otra a los 89, sin llegar a pincharla de zurda, posibilitando que el arquero le vuelva a ganar.

Cristian Chávez (4): Entró a los 52 por Pizzini, sin justificar el cambio. Con eso está todo dicho. Un avance a los 77 con centro al medio fue su aporte.

Gastón Silva (5): Reemplazó a Barboza a los 60 y no tuvo mayores intervenciones. Merece ser titular, por mérito suyo y por el pésimo nivel que muestra el exDefensa.

Cecilio Domínguez: Jugó los últimos diez minutos por Benítez, haciendo varias jugadas por izquierda, la mejor a los 89 con pase a Palacios. Algunas les salieron de casualidad, pero justificó su presencia.

Sebastián Beccacece: Vomitivo partido de un Independiente que está a la deriva desde su llegada y más allá de muchos errores individuales, él es el máximo culpable. Cambios de nombres, esquemas y posiciones que traen más problemas que soluciones. El segundo tiempo ante Colón parece haber sido un espejismo y no un punto de partida. Desapareció la intensidad de los primeros encuentros y el equipo es lento, predecible e impotente. Aburre y duele ver al Rojo así. Son inentendibles e indefendibles varias decisiones, como la de insistir jugando sin nueve o incluir a Pizzini, dejando en el banco jugadores por los que se pagaron millones de dólares. Si juega mal Cecilio, que vale siete palos rúcula, le vamos a caer al paraguayo, en cambio si juega mal Pizzini, algo que sufrimos hace años, el máximo culpable es el que lo pone, es una cuestión de sentido común simplemente. Algo similar pasa con Roa. ¿Por qué no juega el colombiano? ¿No entendió todavía que Benítez no es nueve? La diferencia en el nivel del Barboza de Defensa y el actual, es incluso menor que la del equipo entero de Varela del torneo pasado y este Independiente. Preocupante es poco.

Uno x uno vs. Patronato

Martín Campaña (5): Alguna contención fácil y un amague flojo a salir en un centro rival, toda la participación del capitán en el encuentro. 

Fabricio Bustos (6.5): Buen partido del lateral, que finalizó jugando en el medio. Como suele suceder, por mérito suyo y falencia del equipo, terminó siendo de lo más peligroso. Buen desborde a los 39, pero justo le cortaron el centro bajo. Gran jugada sobre el final, apilando rivales y llegando hasta el área, donde decidió pegarle y culminar su maniobra, pero lamentablemente lo hizo mal.

Nicolás Figal (6): Buen partido del central, sin inconvenientes. A los 12 tuvo una chance de pelota parada pero la tiró lejos con la cabeza.

Alexander Barboza (6): También fue bueno lo del otro zaguero, más allá del partido tranquilo. Porque se mostró seguro por arriba y por abajo, saliendo varias veces con pelota dominada.

Gastón Silva (5): Jugó solo el primer tiempo, de manera regular y recibiendo amarilla. 

Juan Sánchez Miño (6): Flojo primer tiempo, con traslados muy lentos y sin darle apoyo a Palacios. En el complemento mejoró como lateral y además hace la jugada del gol, con una gran habilitación para Blanco.

Nicolás  Domingo (6): Correcto encuentro del cinco, que hoy volvió a la titularidad. Peleó todo como siempre y logró recuperar muchas pelotas, en un contexto muy regular del equipo.

Pablo Pérez (4): El sábado la rompió y hoy se tomó un descanso, mostrando un nivel de flojo para abajo. Muy lento, con varios errores en salida y sin ser claro con los pases. A los 40 lo tuvo quedando solo en un córner, pero la cabeceó afuera. Desperdició un tiro libre dentro del área tardando en la ejecución, dándole chance de adelantamiento a la barrera.

Domingo Blanco (6.5): Está claro que tiene el mejor puntaje porque hace el gol del triunfo, pero aparte tuvo junto con Bustos la dinámica que al equipo le faltó. Pateó un tiro libre a los 9 que mandó por arriba. Buena devolución a Bustos en el desborde de Fabricio del primer tiempo. Define muy bien ante la salida del arquero. 

Sebastián Palacios (4): Otro de mal partido, sin poder predominar ni llegar al fondo. Encima con el agravante de comerse un gol solo abajo del arco a los 79 y otro sobre el final, aunque éste último se lo saca el defensor.

Silvio Romero (4): Tampoco fue bueno lo de Silvio, que hoy aparte de sufrir que los compañeros no le generen nada, no pudo entrar en el circuito de juego.

Martín Benítez (6): Jugó el segundo tiempo por Silva y su ingreso fue positivo, dándole algo de vértigo a un equipo quieto. Apenas ingresó metió una bomba de afuera que pasó cerca. Pateó un tiro libre que sacó un defensor con lo justo y casi se rompe la cadera por practicar una chilena. Sobre el final tiene una buena jugada por derecha que casi termina en gol de Palacios.

Francisco Pizzini (5): Entró a los 65 por Romero para hacer ida y vuelta por derecha y que el equipo no sufra y mantenga la diferencia. Sin hacer demasiado, lo consiguió.

Alan Franco: Reemplazó sobre el final a Blanco para responder a los centros rivales en busca de un agónico empate.

Sebastián Beccacece: Uno de los típicos partidos en donde el vaso queda por la mitad. Podemos verlo lleno y decir que Independiente pasó de ronda merecidamente y fue superior a un rival que casi no lo inquietó. Pero si bien eso es cierto, también es verdad que el Rojo jugó un pálido partido, que no fue una continuación del nivel del complemento frente a Colón sino que se pareció más a lo realizado en los iniciales 45 ante el Pincha, pero aprovechando la debilidad del rival. Lo importante era pasar y se consiguió, está tan claro como que jugando así las esperanzas no son demasiadas. Hay que mejorar futbolísticamente y mucho.

Uno x uno vs. Colón

Martín Campaña (6): Casi no tuvo participación en el encuentro salvo jugando con los pies. Tiene una desatención con Barboza y casi empata el Pulga. Buen saque a los 79 buscando largo a Miño, como en un gol frente a River de Domingo.

Fabricio Bustos (7.5): Arrancó con algunas distracciones pero enseguida se puso en modo Tractor todo el partido. Bomba a los 57 que le salió donde estaba el arquero. Buena pared con PP8 a los 71 y le llegaron justo. Hace la jugada y mete un centro perfecto en el segundo. Siempre importante para atacar, agachando la cabeza y yendo al frente como loco. Uno de los que confirmó su titularidad esta noche.

Nicolás Figal (7): Otro de los mejores, siempre firme y criterioso para anticipar y salir jugando. A los 44 recibió un centro de Miño y no le pudo dar de zurda. Hoy por hoy debe ser el dos titular del Rojo.

Alexander Barboza (6): Mejoró su nivel en relación a su presentación, pero sigue sin convencer. Participa en la apertura del marcador. Casi llega a los 23 a conectar un buen centro de Miño. Mostró la importancia que tiene en el juego aéreo. Comparte el error con Campaña en la que le quedó al Pulga.

Gastón Silva (6.5): Hoy como lateral, volvió a mostrar un buen nivel. Tuvo un tiro libre desde una buena ubicación pero la mandó muy arriba. Buscó anticipar y perdió generando la única chance de Colón de jugada en el partido. Buen tiro libre abajo a los 49. No fue tan bueno como lo de Bustos lo suyo, pero al igual que Fabri se lo vio firme abajo y tratando constantemente de lastimar por su sector.

Juan Sánchez Miño (6.5): Difícil calificarlo hoy a Juan, porque si bien mostró un buen nivel y fue importante con los centros, en la tenencia y combinando con sus compañeros, no está en el podio porque en varias oportunidades debió liquidar el encuentro con pases al medio y no resolvió bien. A los 58 le quedó en la medialuna pero se la tapó el arquero. Mostró que puede jugar tranquilamente como interior izquierdo.

Lucas Romero (7): Bien el Perro, confirmando su buen primer tiempo ante Estudiantes. Muerde que da calambre en todo el medio y no pierde nunca. Inteligente como Domingo para ubicarse y leer las jugadas, claramente va a ser importante para el equipo. Una pena que se haya lesionado, ojalá no sea más que una contractura, pero lo dudo mucho.

Pablo Pérez (8.5): Burlándose del entrenador, que lo puso en el banco ante el Pincha, hoy tuvo una noche excelente. Muchísima sabiduría a la hora de moverse, jugar y hacer jugar al equipo. Si utilizaría esa sapiencia para controlar sus emociones sería aún mejor jugador de lo que es. Caminó por la cornisa durante todo el complemento y parece que lo disfrutara. A los 29 tuvo una chance de cabeza tras centro de Miño, pero le dio mal. Grandes pases, como el que le da a Silvio a los 76. Sabe cuando y como, no puede faltar nunca. La figura por escándalo del partido.

Domingo Blanco (7): El lunes dije que no recordaba un buen partido suyo en el club y hoy ya tengo el primero. En los iniciales 45 insinuó y el segundo tiempo confirmó su buen nivel como extremo. Metió muchos desbordes siendo los mejores a los 29 tirándola por un costado y yendo por el otro y a los 58, aunque centrando mal. Sin perder la pelota y aprovechando su velocidad, asi si.

Sebastián Palacios (6): Exige, busca siempre, pero por ahora concreta poco y nada. Enganchó y le dio abajo a los 50 pero débil.

Silvio Romero (6.5): Muy enchufado, como mucho sacrificio para ser el primer defensor. Paciente para sumarse al circuito y tocar de primera a pesar de sufrir mucho que el equipo no genere situaciones para él. A los 76 probó de zurda tras pase de Pérez y pasó cerca del segundo palo. Es cierto que tardó en dos o tres jugadas, pero nadie merecía más que el nueve del equipo marcar y por suerte lo consiguió sobre el final. Quedó reflejado en su manera de gritarlo y en las felicitaciones de varios de sus compañeros.

Nicolás Domingo (6.5): Entró por Romero a los 69 para suplir lo que estaba haciendo el Perro y lo consiguió. Participa en la jugada del segundo.

Cecilio Domínguez: Reemplazó a Blanco a los 83. Tuvo algunas, pero como suele suceder, no las resolvió bien.

Cristian Chávez: Jugó los minutos de descuento por Palacios.

Sebastián Beccacece: El equipo necesitaba recuperarse de los terribles golpes recibidos en Ecuador y La Plata y por suerte lo consiguió. Aceptable primer tiempo y un muy buen complemento, superando más que lo que indica el marcador a un flojo Colón. Igualmente esa falta de concordancia entre la placa y el desarrollo es también culpa de Independiente, porque le cuesta horrores generar chances de gol. En los últimos partidos muchos jugadores pedían a gritos salir del equipo, hoy gran parte de ellos confirmaron titularidad y eso es importantísimo en pos de afianzar un funcionamiento. Hay que ganar dos veces frente a Patronato, jugando como hoy es factible.

Uno x uno vs. Estudiantes

Martín Campaña (2): En la primera etapa descolgó un par de centros y salió rápido y bien tras una falla de Barboza. Su segundo tiempo fue de lo peor desde que está en el Rojo. Da un rebote al medio en el primer gol y es muy difícil de explicar lo que hace en el tercero.

Nicolás Figal (4): Si bien estaba lejos de ser bueno, no venía siendo tan malo lo suyo teniendo en cuenta el contexto, pero su error en el segundo tirándose mal al piso lo deja a la par del resto. Mostró problemas sacando laterales y no pasó prácticamente nunca al ataque.

Alan Franco (4.5): No cometió tantos errores como la mayoría de sus compañeros, pero tampoco se lo vio firme. Le mete un buen pelotazo a Palacios en el complemento, en una jugada que anularon mal.

Alexander Barboza (2): Nefasto debut del zurdo, mostrando inseguridad en todas sus intervenciones. Yendo muy adelante y dejando huecos, errando en los cálculos por arriba como a los 6 en la que lo salva Campaña o perdiendo abajo como en el segundo, donde lo pasan fácil en el medio y después no llega a rechazar antes de la definición. No pudo ser peor su presentación. A los 65 se mandó y no logró darle de cabeza luego de un centro de Cecilio.

Juan Sánchez Miño (4): También fue pobre lo del lateral, a pesar de algunos buenos pases en la primera etapa. Muchos problemas con Barboza para cubrir espacios y complementarse. Probó de derecha a los 75 en uno de los pocos tiros al arco.

Lucas Romero (5): Fue el mejor del primer tiempo, mordiendo en todo el medio y bien. Luego del grosero error en la apertura del marcador se perdió en la mediocridad generalizada. Cuando tenga a otros jugadores acompañándolo en el medio va a andar bien.

Domingo Blanco (3): Antes de su préstamo en Defensa sostuve que nunca había justificado su estadía en Independiente. Lamentablemente sigue sin hacerlo, sumando hoy otro pésimo rendimiento hasta en la ejecución de las pelotas paradas. No recuerdo algún buen partido suyo en el club, estando en Varela las razones para continuar probando con él. Su titularidad por encima de Pablo Pérez es inexplicable.

Martín Benítez (3): Luego de ser máximo responsable en la eliminación por Copa, se esperaba su reacción. Y lamentablemente fue nula, sin ideas futbolísticas, ni inteligencia para ubicarse donde piden las jugadas. El mensaje debe ser de parte suya y adentro del campo, no en las redes sociales… ¡Así no Tin!

Cecilio Domínguez (4): Le costó entrar en el partido, pero al menos hoy tuvo dos o tres intervenciones positivas en la primera etapa. No es absolutamente nada teniendo en cuenta lo que nos salió, pero es algo si pensamos en sus últimos partidos y en lo que hizo Independiente hoy.

Sebastián Palacios (3.5): A los 34 tiene una gran recuperación volviendo en lo que era una contra peligrosa Pincha. Ese fue todo su aporte en el encuentro.

Silvio Romero (4): El que más sufrió lo realizado por el equipo. Tuvo que bajar mucho todo el partido, algo que hizo correctamente varias veces en los iniciales 45. Más solo que Marcos Peña tras las PASO.

Andrés Roa (4.5): Entró por Benítez a los 57. Sin jugar bien ni mucho menos, con algunos pases el colombiano justifica ser titular del misionero como interior izquierdo.

Fabricio Bustos (4): Reemplazó a los 67 a Cecilio. Muchos errores con pelota para Fabri, que entró ya con el equipo venido abajo.

Christian Chávez: Jugó los últimos quince minutos por Figal, prácticamente sin entrar en contacto con el balón.

Sebastián Beccacece: Lo de Independiente hoy fue una vergüenza, con todo lo que eso significa. Un partido de esos denominados “saca técnicos” algo que en su caso no aplica porque su periplo por el Rojo recién comienza. Solo se vio algo de intensidad, y duró un tiempo, luego nada para ser optimista. Desde el armado del once, pasando por los cambios de esquemas y el rendimiento, todo mal. Eligió jugadores rápidos para terminar siendo lento y predecible, salir jugando para finalizar siempre con un pelotazo sin destino, poniendo tres delanteros para no atacar nunca. Más allá de muchos errores individuales que lo vienen complicando y mucho, todavía no sabemos como ni con quién quiere jugar su equipo. La velocidad mental supera a la dinámica muchas veces, por eso no se entienden algunas elecciones en el once inicial.

Últimas noticias

3
4
5
6

Send this to a friend