Insoportablemente vivo

Insoportablemente vivo

Independiente se llevó una gran victoria de Tigre: con dos grandes definiciones de Adrián Fernández, el equipo de Miguel Angel Brindisi derrotó 2-0 al local y volvió a demostrar, tras el triunfo de la semana pasada ante Argentinos, que dará lucha hasta el final. Así, sí, “Rojo”.

Este es otro Independiente. Después del fiasco del debut, al que había llegado con pocos días de trabajo, Brindisi logró un cambio de juego y mentalidad que hoy, en Victoria, volvió a quedar reflejado. Ante un rival de peligro, en una cancha complicada, el “Rojo” se llevó un merecido 2-0 que pudo haber sido aún más largo.

El primer tiempo fue de Independiente de principio a fin. El equipo de Miguel Brindisi fue un bloque atrás, efectivo adelante y se fue 2-0 al descanso gracias a dos grandes definiciones de Adrián Fernández, una al comienzo de la etapa y otra cerca del final. Dos golpes letales para el local.

La tarde no empezó de la mejor manera, ya que a los 11 segundos Federico Santander probó de lejos y puso en aprietos a un Diego Rodríguez que respondió bien y contuvo el difícil disparo. Y al toque respondió el “Rojo” con un tiro de Federico Mancuello que se fue besando el palo.

Y mientras se seguían estudiando, apareció Fernández con un remate impresionante a más de 35 metros del arco para sorprender a Javier García y  a todos y poner el 1-0 para el “Rojo”. Fabián Vargas, dueño del mediocampo, recuperó el balón y el paraguayo no dudó, le dio de primera. Golazo.

A partir del tanto, Independiente le cedió la iniciativa y el balón a un Tigre irresoluto, poco profundo, que casi no volvió a inquietar a Rodríguez. En cambio, el “Rojo” sí estuvo cerca de aumentar, primero con una contra que desperdició Daniel Montenegro y luego con un buen remate de Juan Caicedo que se fue cerca.

Y cuando faltaba poco para el final, apareció otra vez el pibe Fernández. Caicedo peleó con la defensa de Tigre y el balón quedó boyando en la medialuna. Ahí apareció el delantero guaraní, quien sin dudarlo sacó un fuerte remate que quebró la mano de García y puso el 2-0 en el marcador.

El segundo tiempo no mostró demasiado. Independiente le dejó a Tigre la iniciativa y se replegó a la espera de un contragolpe que llegó, pero Federico Mancuello, cuando estaba por definir, fue bajado por Lucas Orban. ¿Carlos Maglio? Nada, dejó seguir sin cobrar el claro penal.

Con mucho aplomo y actitud, el “Rojo” manejó el partido hasta el final desde lo posicional y no pasó sobresaltos. Así, se llevó un 2-0 merecido e importantísimo que deja en claro que Independiente peleará hasta el último segundo por mantener el lugar que le pertenece… 

Dejá tu opinión sobre la nota!
Previous ArticleNext Article

Últimas noticias

1
2
4
5
6

Send this to a friend