La previa: Orgullo y Decepción

La previa: Orgullo y Decepción

Le toca a esta sección debutar antes del clásico. Tarea difícil por donde se la mire. En enfrentamientos entre Independiente y Racing resulta muy difícil elegir un partido que nos genere orgullo. Hay muchos y por motivos bien diferentes. Como así también nos cuesta encontrar decepciones pero, agudizando el ingenio, pudimos encontrar algunas.

[highlight color=’#dd0000′ text-color=’#ffffff’] ORGULLO [/highlight]
El 3 de Noviembre de 1940 Independiente le ganaba en la Doble Visera  a su eterno rival por 7-0. Dos de Erico, dos de Zorrilla, dos de De la Mata y uno de Leguizamón marcaron a fuego este partido hasta hoy recordado por ser la mayor goleada de la historia del clásico.

No podía quedar afuera la tarde de nuestro mayor orgullo y su peor humillación. El 22 de Diciembre de 1983 no será nunca una fecha más para la ciudad de Avellaneda. La última jornada del Metropolitano de aquel año iba a decretar el descenso de Racing y un nuevo campeonato para Independiente. Todo eso el mismo día, en el mismo estadio y con un triunfo por 2 a 0 con goles de Ricardo Giusti y Enzo Trossero. Prohibido olvidar.

 

[highlight color=’#dd0000′ text-color=’#ffffff’] DECEPCIÓN [/highlight]
Afortunada y lógicamente las decepciones no fueron tantas ni tampoco muy dolorosas. El 23 de agosto de 1998 jugaron el Rojo de César Luis Menotti contra el Racing de su amigo Angel Cappa. Fue triunfo visitante en dos capítulos. Un corte de luz provocó la suspensión del partido cuando Independiente perdía 2 a 0 y jugando muy por debajo de su nivel. Marcelo Delgado y Angel Morales fueron los autores de los goles. Días más tarde el partido se completó y Raúl Cascini descontaba y nos daba esperanzas de llegar al empate. Pero Juan Pablo Bezombe sentenció el 1-3 final. Racing ganaba en la Doble Visera después de casi 6 años sin triunfos…

Casi 10 años después, el escenario del clásico fue la cancha de Velez. El 31 de Mayo del 2008 el Rojo tenía la gran chance de mandar a Racing a jugar la Promoción con un triunfo, pero no pasó del 0 a 0. El José Amalfitani estaba colmado como nunca y había cargadas por doquier. La fiesta no pudo ser completa esa tarde y hubo decepción. Pero una semana después Colón terminaba el trabajo y condenaba a Racing a jugar con Belgrano para seguir en la máxima categoría y no repetir su historia con el descenso.

 

[highlight color=’#dd0000′ text-color=’#ffffff’] NOTA DE COLOR, ROJO: [/highlight] 10 años después
Este domingo se cumplen 10 años del recordado clásico de Avellaneda que se mudó  a Nuñez. El 19 de Agosto de 2002 el Rojo del Tolo le ganaba 4 a 1 a Racing en cancha de River, por la 4ta fecha del Apertura 2002 que lo vería a Independiente celebrando un nuevo título local. Rios, Silvera y dos golazos del Rolfi Montenegro para que la historia se repita otra vez. ¿Y si festejamos repitiendo?

Dejá tu opinión sobre la nota!
Previous ArticleNext Article
Juan Manuel Colomer
Periodista. Opinión en Orgullo Rojo web. Todo dura un instante, para toda la vida.

Send this to a friend