Caída libre

Nada detiene a Independiente en su derrotero que lo acerca cada vez más a la parte más baja de la tabla de promedios: jugando mal y con poca actitud, perdió 2-1 con San Lorenzo y sigue en racha negativa. Arrancó ganando con gol de Osmar Ferreyra y terminó cayendo por las anotaciones de Nicolás Bianchi Arce y Alan Ruiz.

Este equipo ya no resiste ningún análisis. Es perdedor, carece de actitud y el miedo, la presión de pelear por no descender, lo paraliza. Puede arrancar ganando, jugando bien, pero ante el primer golpe, la primera adversidad, se derrumba. Y generalmente esas adversidades son por errores propios…

Independiente comenzó bien, jugando en campo rival y rápidamente se puso en ventaja con un golazo de tiro libre de Ferreyra. Sin embargo, la alegría duró apenas pocos minutos, ya que a los 15, luego de una mala salida de Hilario Navarro y una floja reacción de la defensa, Arce puso el 1-1.

En el complemento, luego de unos treinta minutos de intrascendencia en los que San Lorenzo fue un poco mejor pero no llegó al arco, de arranque Alan Ruiz se aprovechó de una mala cobertura de Julián Velázquez y sacó un buen remate que encontró una flojísima respuesta de Hilario, otra más, y 2-1.

Con el 2-1 a favor, el local le cedió a Independiente el campo y el balón, pero el equipo de Américo Gallego no supo nunca cómo lastimar y sólo fue empuje por la garra del único que estuvo a la altura, Fabián Vargas, y de un apenas encendido Martín Benítez. Igualmente, peligro real, cero.

Otra final más que se fue y el resultado fue el mismo que en las últimas veces, derrota inapelable. El tiempo se agota y las esperanzas cada vez son menos. Mantener la categoría, hoy por hoy, sería un milagro para un Independiente que sólo se mantiene con vida por la peor actualidad de otros equipos.

Uno x Uno: Cada vez peor

 

Hilario Navarro (1): Uno de los grandes responsables de la derrota. Culpable absoluto de los dos goles con los que San Lorenzo dio vuelta el encuentro. Sigue perdiendo partidos él solito. Al margen de que el equipo juegue pésimo. El segundo gol nos recordó al de Sánchez Miño, otro de sus errores que costaron puntos. El primero no tiene comparación con ninguno. ¿Qué quiso hacer?

Cristian Tula (3): No anticipó nunca. Esperó toda la tarde, vaya a saber a qué.

Julián Velázquez (3): Muy mal partido del Avispa. Superado en el mano a mano. Cometiendo errores de concepto.

Leonel Galeano (2): Otro que tuvo una tarde/noche para el olvido. Flojo en la marca, peor en el traslado.

Claudio Morel Rodríguez (4): Con poco fue el mejor de la defensa. Sin embargo en el primer tiempo perdió pelotas intentando salir jugando, hasta quizás por cancherear. En el complemento levantó.

Lucas Villafáñez (2): Otro partido en el que desaprovecha su chance. Participó poco y mal.

Roberto Battion (1): Recuperó definitivamente el nivel. Ese que tuvo en el Rojo en el 80% de los partidos que jugó. Pésimo.

Fabián Vargas (5): En el primer tiempo tuvo que convivir con una estatua que le pusieron de doble cinco y le costó. En el complemento, ya como único volante central mostró mucho de su potencial. Aunque si dependemos de Vargas…

Osmar Ferreyra (4): El Malevo abrió el partido con un golazo de tiro libre pero perdió claramente el mano a mano con Buffarini tanto en la proyección del rival como en su propia subida.

Hernán Fredes (3): Arrancó el partido activo y pidiendola como siempre y, como siempre, las terminó mal.

Ernesto Farías (3): Nada para el Tecla. No recibió juego y estuvo muy solo.

Samuel Cáceres (3): Un par de proyecciones interesantes y no mucho más.

Martín Benítez (4): La pidió e intentó, sin ideas, ir para adelante. Poco para un equipo. Mucho para este “equipo”.

Patricio Vidal (S/C): Pocos minutos disputados.

Américo Gallego: El Tolo perdió la brújula. Inentendible que en un equipo con tanta carencia de gol no juegue un tipo como Santana, que tampoco es Messi, pero que llega mucho al área. Vargas debe ser el único volante central.

Sólo silencio

Tanto el plantel de Independiente como el cuerpo técnico se retiraron del Pedro Bidegain sin realizar declaraciones. Tendrán el lunes libre y volverán a las prácticas recién el martes.

Caras largas y silencio reinaron en la fila de la delegación de Independiente que luego de una nueva derrota se subió derechito al micro: ni conferencias de prensa ni diálogos informales.

Se esperaba la palabra de Américo Gallego, de quien se hablaba en la previa que podía dar un paso al costado en caso de perder, pero el “Tolo” tampoco dijo nada.

Increíblemente, lo que sí se confirmó desde el departamento de prensa es que el plantel tendrá el lunes libre y recién comenzará con los entrenamientos el próximo martes. 

Las fotos y el Buscate con San Lorenzo

OrgulloRojo te trae las fotos del partido del partido frente a San Lorenzo y el Buscate para que te encuentres en la tribuna.

[button color=’red’ url=’https://www.facebook.com/media/set/?set=a.255001384629630.59148.199307723532330&type=3′ target=’_self’] FOTOS DEL PARTIDO Y LA GENTE – Click Aquí [/button]

[button color=’red’ url=’https://www.facebook.com/media/set/?set=a.255004277962674.59149.199307723532330&type=3′ target=’_self’] BUSCATE Y ETIQUETATE – Click Aquí [/button]

Golpe a golpe

Independiente no para de sufrir: en el mini partido ante Belgrano, continuación de aquel que debió suspenderse ante Belgrano por incidentes, el equipo de Américo Gallego dominaba y hasta logró empatar, pero cuando estaba para ganarlo, Lucas Melano agarró mal parada a la defensa y marcó el 2-1 para la visita, que terminó con un jugador de menos por la expulsión de Juan Quiroga.

Cuando parece que más bajo no puede caer, el “Rojo” da un pasito más hacia el abismo. Este miércoles comenzó bien ante Belgrano el choque que perdía 1-0 en aquella tarde que las bombas de estruendo hicieron suspender el partido, pero todo, como viene sucediendo últimamente, terminó mal.

Con Belgrano absolutamente replegado, Independiente fue a por el empate desde el primer minuto y lo consiguió en la primera etapa tras un buen centro de Hernán Fredes y un mejor cabezazo de Samuel Cáceres, quien reemplazó a último momento al lesionado Julián Velázquez y le daba al “Rojo” la ventaja 1-1.

Para el complemento, con el equipo en buen nivel, el “Tolo” hizo ingresar a Jonathan Santana y a Paulo Rosales por Fabián Monserrat y el propio Fredes, en tanto que el DT cordobés metió dos delanteros para buscar un triunfo que lo dejaba con chances matemáticas de seguir peleando por el título.

Y con Independiente jugado en ataque, llegó la contra letal de Belgrano, que jugaba con uno menos por la infantil expulsión de Quiroga: César Pereyra jugó para Melano y el juvenil, con Galeano corriéndolo detrás, definió en gran manera ante la salida de Hilario Navarro y decretó el 2-1 que ya sería inamovible.

Al final, domingo

El partido ante San Lorenzo, después de varias idas y vueltas, finalmente se disputará el próximo domingo, desde las 19.15 y con arbitraje de Diego Ceballos.

En principio, el choque estaba fijado para el sábado a la tarde, pero por pedido de Independiente se trasladó de día. El “Rojo” quería domingo a la tarde, pero la AFA lo pasó, en principio, al lunes a las 21.15.

Más tarde, por pedido de San Lorenzo, el choque se había establecido para el domingo a las 19.15, pero más tarde se volvió a dar un paso atrás y se pasó otra vez para el lunes a la noche.

Sin embargo, San Lorenzo no quiere saber nada con jugar la próxima semana e Independiente prefiere hacerlo domingo, por lo que pidieron otra vez que el partido se adelante un día.

El problema es que la seguridad no quiere sumar otro partido a los que ya tiene programados el domingo, por lo que, por ahora, sería el lunes a las 21.15. Terminarán de definirlo este martes.

No, no y no

Este martes votaron en el Comité Ejecutivo de la AFA el pedido de Independiente de poder tener un cupo extra por la lesión de Leonel Buter y el resultado fue negativo. Mala noticia para un Américo Gallego que quería sí o sí tres incorporaciones.

Hoy se sometió a votación entre los clubes la petición del “Rojo” de poder tener un cupo extra para incorporar en diciembre por la lesión del juvenil y la mayoría de los clubes le dio la espalda a Independiente, que sólo podrá sumar dos refuerzos.

Se necesitaba una excepción para que el pedido prosperara, ya que el reglamento establece que no debía haber pasado más del 65 por ciento del torneo (eso se cumplía) y que el jugador haya firmado el 25 por ciento de las planillas (eso no pasó).

Los dirigentes rojos esperaban que la AFA hiciera una excepción tal como lo hicieran hace unos meses con Vélez, que incorporó a Lucas Pratto por la lesión de un juvenil. Sin embargo, la votación para Independiente no prosperó.

"Siempre hablo con el Tolo"

Daniel Montenegro, quien fue declarado transferible por el América de México, reconoció que está con ganas de pegar la vuelta a la Argentina y contó que siempre habla con Américo Gallego. Dice que aún no sabe qué será de su futuro, ya que también lo quieren de River y de otros equipos de México.

“Mis representantes están hablando con la gente del América a ver qué vamos a hacer”, contó el volante en diálogo con Rock and Closs. “La decisión por ahora es quedarnos acá hasta que arreglemos la situación. Si llegamos a un acuerdo, quedaría como jugador libre”, añadió el “Rolfi”.

En relación a la posible vuelta a Independiente, dijo: “Siempre hablo con el ‘Tolo’, hasta cuando estaba sin dirigir él, no es algo nuevo. Voy a escuchar a todos, no tengo nada definido, hace dos días pasó esto. Tampoco sé cuánto va a llevar la negociación”.

Pitana lo hizo

Independiente levantó el flojo nivel que venía teniendo y jugó mejor que un muy pobre River, pero fue perjudicado por el pésimo arbitraje de Néstor Pitana, que obvió dos penales claros, e igualó 2-2, con goles de Hernán Fredes y Leonel Galeano. Terminará otra fecha en posición de descenso, pase lo que pase con los rivales.

No hay con qué darle. Este Inicial 2012, más allá de los pobrísimos pasajes de fútbol del equipo que no son responsabilidad de nadie ajeno al club, está torcido. Aunque lo merezca, aunque lo “recontra” merezca, aunque sea lo más justo del mundo, el “Rojo” no puede ganar y sigue complicando su promedio.

Hoy no fue una maravilla, pero sí fue superior a un River que de River cada vez tiene menos y tendría que haberse llevado la victoria. Sin embargo, la falta de pericia de los propios jugadores de Independiente en la definición, alguna atajada de Daniel Vega y, sobre todo, Pitana no lo permitieron.

Todo arrancó bárbaro para Independiente, ya que a los cuatro minutos, en el primer ataque a fondo, se puso 1-0 por el desborde de Osmar Ferreyra y el toque de Hernán Fredes. Y tuvo un par de contras el “Rojo” para ponerse 2-0, pero no lo hizo y River, en la primera, anotó el 1-1 de pelota parada luego de un foul inexistente.

En el complemento, Independiente continuó con el dominio y casi se pone 2-1, pero Fredes se perdió un gol increíble debajo del arco y en la jugada siguiente, increíble e injustamente, un River que no había pisado el área se adelantaba 2-1 en el marcador por un disparo de Carlos Sánchez tras un rebote en un cornero.

Pese el fuerte golpe que significó el inmerecido gol del uruguayo, como pudo, Independiente fue en busca del empate y lo consiguió luego de un centro pasado de Samuel Cáceres, un cabezazo de Roberto Battión y una acción fortuita de Galeano, quien desde el piso y sobre la línea, puso el 2-2.

Con River conforme con el empate, el equipo de Gallego siguió atacando y tuvo un par de acciones más de riesgo, una increíble de Fabián Monserrat quien no habilitó a un solísimo Ferreyra, pero el gol no llegó. Y Pitana, que venía ya teniendo un arbitraje muy flojo en jugadas intrascendentes, hizo lo suyo.

Con el 2-2, Vargas ingresó al área con la pelota y Leandro González Pirez, con Pitana a pocos metros, tocó la pelota claramente con la mano. ¿Penal? No, claro que no, el juez dejó seguir, igual que en la jugada en el primer tiempo en la que Gabriel Mercado, también dentro del área, bajó a Farías y no lo dejó cabecear. Siga, siga, no pasa nada.

Fue finalmente un empate que suma poco para un Independiente comprometido con el descenso pero que, al menos, deja un sabor de boca un poco menos amargo, ya que el equipo demostró mejor juego y actitud. Errores hubo, y muchos, pero el camino para mejorar es este. A no abandonarlo…

Uno x Uno: No Pitana un carajo

Hilario Navarro (4): En el primer gol se queda -como siempre- aunque esto no implica que la defensa no haya marcado a nadie.

Cristian Tula (5): Puso fibra y suplió su falta de técnica con sacrificio.

Julián Velázquez (6): Más corazón que fútbol. En el complemento se llevó por delante a un tibio rival que se conformaba con el empate. Pierde a Botinelli en el gol, pero el arquero debió salir y era una anécdota.

Leonel Galeano (6): Logró el empate de manera poco ortodoxa pero vale. Le costó mucho jugar de lateral pero también dejó todo.

Federico Mancuello (5): Poco tiempo disputado como para llegar a alguna conclusión sobre su partido. Hasta el momento que salió había tenido regularidad.

Jonathan Santana (6): Buen primer tiempo. Un volante que pisa el área siempre a pesar de no haber tenido opciones de gol exige siempre. En el ST fundió motores.

Roberto Battión (6): También cumplió una buena tarea. Perdió pocas pelotas y en el complemento con la entrada de Vargas su nivel creció.

Osmar Ferreyra (6): Arrancó picante con el pase gol a Fredes. Terminó apagándose y en el complemento volvió a ser protagonista con otra asistencia de las suyas, pero Fredes lo erró insólitamente.

Hernán Fredes (6): Buen partido del volante que regresó a la titularidad con un tanto a los 3 minutos. Después tuvo dos chances inmejorables para poner, primero, el 2 a 0 y segundo el 2 a 1, pero increíblemente los erró.

Paulo Rosales (5): Entró en el circuito futbolístico e intentó jugar, pero le falto punch. Aunque su inicio fue muy bueno, él hace el cambio de ritmo en el gol de Fredes. En el complemento se apagó como un fósforo.

Ernesto Farías (9): Un abismo de diferencia entre él y el resto. Hizo todo bien. Aguantó, generó, buscó, remató. Le falta compañía pero se las rebuscó de la mejor manera. Sabio.

Samuel Cáceres (5): Arrancó nervioso y dubitativo pero con el correr de los minutos se afianzó y metió un centro bárbaro en el empate de Galeano.

Fabián Vargas (8): Entró y cambió el partido. Le dio otro vertigo al mediocampo y hasta hizo las veces de enlace. Estuvo muy cerca de concretar. Debe ser titular siempre.

Fabián Monserrat (S/C): En poco tiempo no completó una jugada buena.

Américo Gallego: Planteó bien el partido, cediéndole la pelota a River y saliendo rápido de contra teniendo en cuenta lo floja que era la defensa rival. Rearmó, como ante Lanús, la defensa por la lesión del lateral izquierda y movió todas las piezas. No le salió tan mal aunque no tuvo proyección. En el complemento gastó un cambio al sacar a Santana en vez de a Fredes, ya que después lo terminó sustituyendo por Monserrat haciendo posición por posición. Su equipo debió ganar. Algunos errores propios y, sobre todo, el árbitro se lo impidieron.

 

 

Últimas noticias

1
3
4
5
6

Send this to a friend