Torrente

Sobre el final del encuentro, después del gol de Cecilio Domínguez, se vio una situación de esas que a nadie que le gusta el fútbol puede avalar.

La agresión de Miguel Torren, sin pelota, al propio paraguayo Domínguez. Una rodillazo de atrás que impactó en la zona baja de la espalda del jugador de Independiente. ¿Vigliano? Bien gracias.

Habrá que ver si la Superliga decide dar un ejemplo y lo sanciona de oficio para que estas “avivadas” no vuelvan a repetirse.

Dejá tu opinión sobre la nota!
Previous ArticleNext Article
Nicolas Erico
Especialista en espectáculos relacionados al mundo Independiente. Fumo abajo del agua y te canto la posta, cual ave por las mañanas.

Últimas noticias

1
2
3
4
5

Send this to a friend